Hoy, 22 de septiembre arranca en A Coruña la cuarta temporada de Movilab, un camión en cuyo interior se realizan talleres científicos interactivos  y que permanecerá junto a la sede del Museo Nacional de Ciencia y Tecnología hasta el 25 de septiembre. 

El objetivo de Movilab es dar a conocer conceptos científicos de forma amena y rigurosa, tratando de despertar el gusto por el trabajo investigador.

Esta edición de Movilab está dedicada al Año Internacional de la Luz y las Tecnologías basadas en la luz, que se celebra en 2015 y que ha sido proclamado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU). 

El objetivo de esta celebración es comunicar a la sociedad la importancia de la luz en áreas como la energía, la educación, la salud o la comunicación.

Cada semana el camión científico permanecerá en una localidad de una provincia diferente durante cuatro días. Durante esta cuarta edición, está previsto que Movilab visite 12 localidades destacadas por su apuesta por la ciencia y la innovación, empezando por A Coruña, donde permanecerá frente al Museo Nacional de Ciencia y Tecnología hasta el 25 de septiembre. 

A lo largo de las tres ediciones anteriores pasaron por Movilab casi 30.000 personas. 

Talleres sobre la luz

Los talleres están adaptados a distintas edades, desde los ocho años. 

Durante las mañanas, de 9:30 a 13:30 horas, estará abierto a visitas de grupos escolares reservadas previamente. 

Por las tardes, desde las 16 horas, el laboratorio móvil estará abierto al público en general. Los talleres, que son gratuitos, duran unos 45-50 minutos para el público escolar y unos 30 minutos para el público general.

Movilab ofrecerá a sus visitantes tres talleres interactivos con los que repasar los conceptos básicos sobre la luz y su origen. 

En el primero de ellos, ¡Chispas!, los participantes fabricarán una bombilla con materiales caseros y demostrarán que la electricidad se puede convertir en luz de forma muy eficiente. En el taller, se jugará con materiales que emiten luz y se experimentará con la capacidad de generarla con nuestro propio movimiento.

En el taller ¡Alta tensión! los participantes explorarán las propiedades de la electricidad fabricando un tubo fluorescente. 

Comprobarán la capacidad de la corriente eléctrica para producir un campo magnético, y viceversa. Además, serán capaces de ver las señales invisibles de los electrodomésticos menos eficientes.

Por último, en el taller ¿Cómo lo ves? se mostrarán elementos de las líneas de alta y media tensión y los materiales de los que están hechos. Con un sistema de lupas binoculares vemos algunas imágenes insospechadas de los metales, de los diferentes tipos de cables y de las líneas de transporte de la electricidad. 

La energía no puede almacenarse, por eso explicamos cómo funciona la red de transporte desde su producción hasta su consumo.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de