El 4 de julio pasado, el ciudadano de Badajoz Mariano Cabrero Rubio, lanzó una iniciativa en la plataforma digital internacional change.org dirigida al alcalde de Badajoz, Francisco Javier Fragoso Martínez. Se trata de una solicitud de firmas para que “el mandatario reconsidere la construcción en los terrenos de la finca “Parque Ascensión”, sus alrededores arbolados y el terreno existente desde la mencionada finca hasta la rotonda del Puente Real, paralelo a la Avenida de Elvas en Badajoz y que finalmente se dediquen a su uso público como parque o zona verde (puesto que de todas maneras otro terreno cercano se iba a dedicar a ese uso)”. El terreno en conflicto contempla alrededor de 10 hectáreas.
Jardines de Forestier  de 1911 contra Lidl

El Parque Ascensión posee unos valiosos jardines diseñados por el conocido ingeniero, paisajista y urbanista francés Jean Claude Nicolas Forestier en 1911. Este diseñador trabajó en numerosos proyectos vanguardistas de principios del siglo XX en Francia, España y Portugal, siendo especialmente conocidos sus trabajos del Parque María Luisa de Sevilla, o sus actuaciones en Lisboa y Barcelona.

Además, el polémico tramo cuenta con muy buenos ejemplares de árboles de diferentes especies. En particular, y a vuela pluma, en el parque Ascensión hay del orden de 10 a 15 palmeras de gran altura, de 5 a 8 pinos piñoneros grandes, unos 20 plátanos de sombra,  de 5 a 10 mimosas y de 15 a 20 casuarinas. Las edades pueden ser variables, pero algunos rondan los cien años.

Según Mariano Cabrero, este entorno paisajístico natural de gran valor patrimonial está en riesgo tras conocerse que la empresa alemana Lidl va a construir un establecimiento comercial en el lugar conocido como “Parque Ascensión”, en la Avenida de Elvas nº 33 de esta ciudad.

“Parece lógico al menos plantearse que ese patrimonio podría servir como base a las zonas verdes de la nueva zona urbana de esa parte de Badajoz. Eso es mejor que destruirlo para hacer un supermercado. Dispone de árboles soberbios que podrían lucir de modo magnífico en un parque público que se podría ir restaurando poco a poco sin las grandes inversiones que requeriría un parque totalmente nuevo”, indica en su petición. Esta persona observa que en las cercanías de la ciudad no hay un espacio con árboles tan valiosos como estos en una zona, además, muy transitada por paseantes y deportistas, que agradecerían sobremanera poder correr, pasear y montar en bici por zonas más agradables que la acera de un gran vial para vehículos.

Otro argumento de peso para mantener las arboledas es que es un paisaje que se ve desde el cercano Hospital Infanta Cristina. “Es conocido el efecto relajante que causa en las personas hospitalizadas, trabajadores y visitantes un paisaje agradable de vegetación y jardines como sería el resultante de la propuesta, en lugar de un paisaje de más edificios y tráfico”, indica.

Mariano Cabrero opina que si hubiera de hacerse algún edificio en esta zona, “al menos podrían respetarse los fenomenales árboles tanto aislados como en grupo que allí existen, respetando el suelo y el espacio que ocupan sin merma de su integridad”.

¿Irreversible?

Mariano Cabrero decidió recurrir a esta iniciativa después tocar varias puertas en el Ayuntamiento de Badajoz.  Primero escribió una carta, que fue publicada en prensa,  a diversas dependencias del Ayuntamiento de Badajoz  y a los grupos políticos que en él están representados.  En la misiva, pedía a los responsables del asunto que reconsideren los planos de construcción y que se conserve como zona verde la finca “Parque Ascensión” más los alrededores arbolados que llegan hasta la rotonda del Puente Real. También solicitaba que los edificios y zonas urbanizadas que hayan de construirse se ubiquen en zonas desarboladas, que por otra parte son las más abundantes. La única noticia que recibió sobre el tema fue desde la Concejalía de Medio Ambiente, donde se indicó que la actuación prevista en esos terrenos es poco menos que irreversible y que no se admite ninguna propuesta de modificación de esas actuaciones. Desde el grupo de Izquierda Unida un edil se interesó por el tema.

La solicitud de firmas en change.org ha tenido una respuesta inmediata y ya ha reunido apoyos desde varios lugares del mundo. Desde Badajoz y Mérida hasta Bruselas y México DF.

La página que recoge las firmas es:
http://www.change.org/es/peticiones/alcalde-de-badajoz-francisco-javier-fragoso-mart%C3%ADnez-conservar-las-arboledas-de-la-avenida-de-elvas-en-badajoz



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de