Los glaciares siguen perdiendo masa. Es la conclusión a la que han llegado los científicos del Centro Mundial de Monitorización de Glaciares (WGMS) de Zurich (Suiza). Los estudios han sido realizados duranteperiodos de un alo, entre 2005 y 2007.

La reducción del tamaño de los glaciares comprobaba por el equipo es de entre 1.3 y 0.7 metros de agua equivalente. “Los nuevos datos continúan la tendencia global hacia una pérdida acelerada de hielo durante las últimas décadas y resulta en una pérdida del espesor promedio acumulado de los glaciares de referencia desde 1980 de al menos 11.3 metros de agua equivalente”, señalan los autores.

La pérdida de hielo en España

El glaciar español de la Maladeta en los Pirineos usado por el WGMS como glaciar de referencia, no es una excepción. La parte occidental de la masa de hielo “muestra un aspecto cada vez más degradado”. De mantenerse la reducción, indican los científicos, el glaciar está condenado a acabar reducido en un “helero” aislado en el sistema montañoso.

La parte oriental, por el contrario, disfruta de mejor estado. “Aún exhibe un apreciable dinamismo, con desarrollo de grietas de tracción longitudinales y transversales. Sin embargo, el diagnóstico final del equipo no permite ser optimistas. “La pérdida de espesor en su lóbulo central es muy evidente”, señalan.

Para la asociación de protección de la naturaleza Globalízate el retroceso de los glaciares tendrá repercusiones en el suministro de agua de zonas densamente pobladas, donde los cultivos dependen de estos aportes. “Contribuyen al aumento del nivel del mar y provoca una alteración  del equilibrio  biológico de estas zonas de alta montaña, muy sensibles ante cualquier cambio”, señalan.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de