Asturias pone en marcha una iniciativa que será agradecida tanto por el medio ambiente, como por los habitantes de los pueblos donde se realizarán las obras. A través de una nota de prensa, el Principado indica que las actuaciones “dan continuidad a la política de creación de empleo a través del adelanto y de la licitación de obras públicas de saneamiento". También indica que el objetivo de estas obras de saneamiento son “mejorar la calidad de vida de quienes residen en los núcleos rurales”.

Actuaciones en los parques

Los seis millones de euros que se invertirán en los tres parques, se dividirá, como es lógico, en tres partes. Pero las cantidades no son iguales en cada uno de los casos. El Parque Natural de Somiedo es recibirá unos 2,7 millones de euros, convirtiéndose en la zona que más recibirá. Las obras se desarrollarán en los pueblos de Caunedo y Santiago. En el primero, el objetivo es conectar el colector general que desemboca en la depuradora de Pola de Somiedo con la red de saneamiento. Por su parte, en el territorio de Santiago la finalidad es construir una red de alcantarillado y una estación depuradora previas al vertido de aguas al río Somiedo.

Para el parque Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias (los tres nombres son un mismo parque) se han destinado casi 2 millones de euros. En los pueblos donde se llevarán a cabo las actuaciones de mejoramiento de la zona serán Trasmonte (Degaña) y Rebollar. En el primero se dotará al núcleo de saneamiento y depuración, mientras que en el Rebollar se creará un sistema de alcantarillado y depuración para sanear las aguas que posteriormente se vertirán en el río Ibias.

Por último, en el parque Las Ubiñas-La Mesa las actuaciones se enfocarán en el municipio de Campiello, donde también se habilitará una red de alcantarillado y depuradora. En los tres parques naturales, las obras tienen un plazo de ejecución entorno a un año o año y medio.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de