La Conselleria de Medio Ambiente, ha instalado una red de buzones en los senderos de la Comunitat Valenciana. La directora general de Gestión del Medio Natural señaló que el objetivo de esta acción es obtener información sobre las  personas que utilizan los senderos de largo recorrido y para conocer las necesidades de los usuarios.

Cada buzón cuenta con un libro donde los usuarios pueden anotar sugerencias y todo aquello que deseen expresar.

Los buzones se han colocado en lugares específicos a los cuales no suelen acudir personas con fines disfintos a la práctica del senderismo. Por ello, no se han colocado en lugares accesibles con vehículos, ni en pistas y se han situado en general en lugares montañosos y de mayor riqueza paisajística.
 

Puesta en práctica

El GR-7 (Europeo E4) proviene del Peloponeso y tiene su inicio en el templo de Delfos discurre por la zona del Mediterráneo hasta Tarifa. En la Comunitat Valenciana cuenta con una longitud total de 600 kilómetros dividido en 36 etapas.
En este sendero, la Conselleria de Medio Ambiente ha colocado siete buzones.
 

El GR-10, se encuentra integrado en la red de senderos europeos y sirve de unión entre los mares de la Península.

La longitud de este sendero es 112 km, que pueden realizarse en seis u ocho etapas
En este sendero se han instalado cuatro buzones



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de