FUENTE: FREEPIK

Un estudio publicado ayer por Alianza Global para el Clima y la Salud sobre la contaminación atmosférica afirma que los países del G20 no integran la calidad del aire en sus planes climáticos. Este informe destaca que, al analizar los planes climáticos nacionales (NDC) de 169 países y la Unión Europea, los países más ricos del mundo son los menos comprometidos a la hora de reducir la contaminación del aire.

La contaminación del aire, conocida también como contaminación atmosférica, afecta al 99% de la población mundial causa millones de muertes prematuras anuales en todo el mundo. Se define como la presencia de sustancias tóxicas en el aire que alteran su calidad, afectando gravemente al medio ambiente y a todos los seres vivos que habitamos en él. Nueve de cada diez personas en todo el mundo respiramos aire contaminado, el cual es el responsable de una cantidad muy elevada de las muertes prematuras que hay en nuestro planeta anualmente.

La contaminación del aire no solo afecta al lugar donde se genera, sino que afecta a todos los territorios de la Tierra. Los seres humanos somos los principales causantes del aire contaminado, los cuales están relacionados con los combustibles fósiles. Mediante la quema de combustibles fósiles para generar energía, emitimos gases tóxicos a la atmósfera como el dióxido de carbono (CO2) y el ozono (O3).

El G20, también conocido como el Grupo de los Veinte, es un foro internacional integrado por las 20 principales potencias económicas del mundo para la cooperación económica que tratan tanto temas financieros como temas de agricultura, cambio climático, educación, empleo y transición energética, entre otros.

El Grupo de los Veinte (G20) se fundó en el año 1999 como resultado de la crisis financiera en el continente asiático para que los gobernadores de bancos centrales discutiesen temas económicos y financieros a nivel global.

Los países que forman el Grupo de los Veinte (G20) son: Alemania, Arabia Saudí, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Estados Unidos, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Reino Unido, República de Corea, Rusia, Sudáfrica, Turquía y la Unión Europea. Estos países representan aproximadamente el 80% del PIB de todo el mundo, lo que supone más de tres cuartos del comercio mundial y casi dos tercios de la población mundial.

España, aunque no sea miembro, sí que acude a las reuniones como invitada a participar en las cumbres que celebran. Además de España, también han sido invitados a esta cumbre celebrada en la capital india países como Bangladesh, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Mauricio, Nigeria, Omán, Países Bajos y Singapur.

Tarjeta de Puntuación NDC del Aire Limpio

El estudio realizado por Alianza Global para el Clima y la Salud, bautizada con el nombre de Tarjeta de Puntuación NDC del Aire Limpio, muestra que los países de bajos y medianos ingresos están mucho más comprometidos que los países ricos a la hora de garantizar un aire más limpio para su población.

El estudio refleja que los países más ricos del mundo prestan menos atención y ambición que los países de bajos y medianos ingresos para integrar medidas de calidad del aire en sus planes climáticos:

La Tarjeta de Puntuación NDC del Aire Limpio revela que las mayores economías del mundo (G20) siguen sin integrar medidas para mejorar la calidad del aire y el clima, mientras que los países de bajos y medianos ingresos, como Colombia y Mali, muestran mucha más atención y ambición.

De los 15 países que lideran el ranking en calidad del aire, solo encontramos a Chile entre los países de grandes ingresos. El resto (Albania, Bangladesh, Camboya, Colombia, Costa de Marfil, El Salvador, Ghana, Honduras, Malí, Moldavia Nigeria, Pakistán, Sierra Leona y Togo) son países de bajos y medianos ingresos.

Los países que han obtenido menor puntuación en la integración de la calidad del aire en sus planes climáticos nacionales (NDC) son Australia, Brasil, India y la Unión Europea. Sorprende enormemente que Emiratos Árabes Unidos, país anfitrión de la próxima COP28 que tendrá lugar entre el 30 de noviembre y el 12 de diciembre en Dubai, también ha obtenido una puntuación muy baja.

Jess Beagley, líder de políticas de la Alianza Global para el Clima y la Salud, señala que los países del G20 deben considerar la calidad del aire en sus planes climáticos nacionales (NDC):

Como grandes contaminadores mundiales, es crucial que los países del G20 consideren la calidad del aire en sus NDC, pero ningún gobierno del G20 obtiene ni siquiera media puntuación.Jess Beagley
FUENTE: FREEPIK

¿Cuáles son las causas y consecuencias de la contaminación del aire?

Las principales causas de la contaminación del aire son:

Dióxido de azufre
Es muy peligroso para el medio ambiente, ya que es el principal componente de la lluvia ácida. El ozono que se acumula en grandes cantidades en la atmósfera genera un efecto al que llamamos «smog», el cual es un fenómeno que se produce por la formación de ozono en las capas bajas de la atmósfera.
Emisiones a la atmósfera
Las emisiones que emiten tanto los automóviles y las industrias como las emisiones generadas por los seres humanos provocan un desequilibrio muy peligroso para la salud y el medio ambiente.
Uso de combustibles fósiles
Es una de las principales causas de la contaminación del aire. La quema de combustibles fósiles libera un exceso de partículas dañinas a la atmósfera, produciendo de esta forma los gases de efecto invernadero (GEI).

Las principales consecuencias de la contaminación del aire son:

  • Aumento de enfermedades
  • Aumento del nivel del mar
  • Calentamiento global
  • Derretimiento de los glaciares
  • Desplazamiento y extinción de especies
  • Lluvia ácida
  • Muertes prematuras
  • Problemas respiratorios
  • Variaciones climáticas

Fuentes: Redacción Ambientum, EFE VERDE, RTVE



0 0 votes
Article Rating
Suscribir
Notificar de
guest

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments