Por este motivo, y con independencia de las medidas que se han aprobado y aquellas otras que siguen en estudio en el Ministerio a nivel Estatal, por parte del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, y dentro de sus competencias, se está elaborando una Orden de excepcionalidad climática.  

El objetivo de la referida Orden es establecer, de acuerdo con la normativa Europea y Estatal aplicables, un mecanismo de excepcionalidad a los requisitos contenidos en algunas líneas de ayuda, en relación a que los cultivos a ellas adscritos, deben alcanzar una determinada fase de desarrollo vegetativo para poder tener derecho a los cobros. De estas líneas de ayuda, se benefician habitualmente unos 7.200 productores, con unos importes de pago cercanos a los 20 millones de euros.
  
De no excepcionarse dicho requisito, podría producirse la pérdida de las ayudas anteriormente indicadas, que no vendrían sino a agravar la ya de por sí difícil situación de muchos agricultores y ganaderos.
  
Por parte del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, se ha procedido a la elaboración de un primer borrador de la indicada Orden de excepcionalidad climática. Un documento que se trasladará en los próximos días a las Organizaciones Profesionales Agrarias para que, si así lo estiman oportuno, puedan efectuar alegaciones que mejoren su contenido. Se prevé su publicación en el próximo mes de mayo.
  
"Seguimos esperando el Decreto de Sequía, pero mientras tanto el Departamento está elaborando esta Orden que se enviará al sector en cuanto esté terminada. Es una contribución que puede hacer la DGA que consiste fundamentalmente en quitar obstáculos para que los productores reciban las ayudas cuanto antes". Así lo ha anunciado el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Modesto Lobón, tras la clausura de las Jornadas sobre la industria agroalimentaria en Aragón. 
  
Asimismo, el consejero ha comunicado que próximamente se celebrará en la capital aragonesa una primera reunión de trabajo, a la que asistirá la presidenta del Gobierno de Aragón, para preparar la futura Estrategia política aragonesa de la Agroindustria.
  
Está previsto congregar a más de un centenar de personas del sector "con quienes queremos elaborar conjuntamente esta Estrategia que tenga continuidad en el tiempo, dado el enorme potencial que el sector agroindustrial tiene en Aragón", ha manifestado Modesto Lobón.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de