Un terremoto de 6,5 grados de magnitud en la escala de Richter sacudió el sur de Grecia el domingo, dejando dos muertos y 50 heridos, además de daños en numerosas viviendas y una base militar, dijeron las autoridades locales.

Residentes aterrorizados corrieron hacia las calles y algunos se arrojaron desde los balcones cuando el seísmo, que llegó a sentirse en Italia, comenzó a las 12:25 hora GMT, a 54 kilómetros al sur de la ciudad portuaria occidental de Patras.

El terremoto también desencadenó un deslizamiento de tierra que cortó una vía importante.

"Tenemos dos muertos como resultado del terremoto", dijo a la prensa el ministro del Interior griego, Prokopis Pavlopoulos. "Hay muchos heridos más. (Las fuerzas de emergencia) han estado en las áreas afectadas desde el comienzo, y más van en camino ", añadió.

"Nunca he sentido antes algo como esto, me puse debajo de la mesa y esperé a que terminara", dijo el estudiante de Patras Vassilis Lambropoulos a Reuters por teléfono.

Una persona fue encontrada muerta bajo un muro derrumbado en la localidad de Kato Achaia, cerca del epicentro, mientras que unas 20 personas fueron trasladadas a hospitales cercanos para recibir tratamiento.

La autopista entre Atenas y Patras quedó cortada debido a un derrumbamiento causado por el seísmo, en la arteria principal del sur del país.

La torre de control principal de la base de la fuerza aérea griega en la ciudad de Andravida también quedó perjudicada y tuvo que ser evacuada, según la policía.

Los servicios de emergencia concentraron sus esfuerzos en Kato Achaia, donde se registraron los daños más serios. La televisión griega mostró a los habitantes revisando los escombros en busca de sus pertenencias, mientras otros recorrían las calles con expresiones de incredulidad y temor.

Al menos cuatro personas, incluyendo una niña, fueron rescatadas desde el interior de las casas derrumbadas, informaron los bomberos a Reuters.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de