Prevención y control del tráfico ilegal de especies silvestres

Se lanzó en Bogotá la campaña “Vive una Navidad en Paz con la Naturaleza”, que hace parte de una Estrategia Nacional del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible y la Dirección de Protección y Servicios Especiales de la Policía Nacional para la prevención y el control al tráfico Ilegal de especies silvestres.

Según el ministro de Ambiente Luis Gilberto Murillo, “es en esta época cuando se incrementa el tráfico ilegal de flora y fauna silvestre; debido a que muchas personas tienen la tradición errónea de decorar los pesebres con pinos o musgos causando daños ambientales irreparables”.

En la época de vacaciones de mitad de año se incrementa el tráfico ilegal de fauna silvestre, debido a que muchas personas quieren llevar animales como: loros, perezosos y micos, entre otros, a las ciudades, donde estos animales se tornan más agresivos, llevan enfermedades, e incluso mueren debido al estrés que les produce no estar en su hábitat.

De las 13.500 especies de musgos, 8.300 especies de hepáticas y 15.000 especies de líquenes identificadas a nivel mundial, en Colombia se encuentran 939 especies de musgos, equivalentes al 7% de la distribución mundial; 840 especies de hepáticas, correspondientes al 10% del total mundial y 1.562 especies de líquenes, que corresponden al 10% de la distribución mundial.

El Ministro Murillo recordó que la función que estas plantas cumplen en el ecosistema es fundamental en el ciclo de vida de los bosques y por eso la importancia de sensibilizar a los colombianos. “Los musgos y líquenes absorben el agua del ambiente como una esponja, en las hojas, el agua se condensa y cae al suelo en forma de gotas; por eso se conocen como los reguladores hídricos de los bosques”, explicó Murillo y agregó que las consecuencias de la desaparición de musgos, hepáticas y líquenes son críticas, “los suelos se erosionan, la falta de pulmones naturales contribuye al cambio climático y el agua que nace en estos bosques disminuye y escasea”.

Para el General William Salamanca, director de Protección y Servicios Especiales de la Policía, desde la institución “trabajaran en carreteras, en zonas de acceso a parques nacionales y naturales y páramos para capturar a aquellos colombianos que pretendan ingresar, comercializar o transportar parte de esta flora”.

Durante el lanzamiento de la campaña se envió un mensaje a los colombianos para que en vísperas de Navidad le regalen al planeta tierra un cambio de conciencia ecológico y más limpio y se hizo énfasis en la utilización de materiales reciclables para hacer una decoración navideña más ecológica y amigable con el medio ambiente.

“Quiero invitar a los colombianos a que vivan esta Navidad en paz con la naturaleza, es importante no comprar ningún elemento extraído de los bosques o páramos, hago un llamado a la ciudadanía a que denuncie ante la Policía Ambiental a los traficantes de especies naturales, que abundan en esta época del año y que tanto daño hacen a la naturaleza”, concluyó el Ministro.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de