Este incremento comenzó el pasado sábado 25 de junio y alcanzará hoy su índice máximo, agravado por las previsiones de fuertes vientos de componente sur.

Por ello se recomienda a toda la población y entidades que extremen las precauciones en todas las actividades al aire libre, y en especial en aquellas que pueden desencadenar el inicio de un incendio forestal.

Entre ellas destacan las labores de recogida de la cosecha de cereales, que se encuentra en su punto álgido, y en la que además de cumplir todas las obligaciones legales, se recomienda especialmente se suspendan entre las 13 y las 19 horas y se incremente los medios de extinción disponibles.

Respecto al uso de barbacoas en los lugares habilitados para ello, está prohibido su empleo si la temperatura está por encima de los 30ºC, valor que se espera se supere en las horas centrales del día, desde este sábado hasta el próximo martes, 28 de junio, en la mayor parte de las localidades de la Comunidad.

Asimismo, se recomienda a la población que comunique a través del 112 el inicio de cualquier incendio forestal, para que permita la rápida actuación de los medios de extinción dispuestos por el Operativo de Lucha contra Incendios Forestales de la Consejería de Medio Ambiente, que se encuentran próximos al despliegue máximo (90 %).

El Operativo de Lucha contra Incendios Forestales para el periodo de máximo riesgo, a partir del 1 de julio, está formado por 10 centros de mando, 4.390 profesionales, 186 cuadrillas, 182 puestos de vigilancia, 204 autobombas, 23 retenes de maquinaria y 29 aeronaves.

Castilla y León cuenta con un Operativo contra Incendios Forestales que funciona con carácter permanente durante todo el año y el número de efectivos se activa en función del riesgo de incendio que se evalúa semanalmente.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de