La asociación ecologista Agaden se refirió hoy al incendio declarado ayer en el Parque Natural del Estrecho, entre las localidades gaditanas de Algeciras y Tarifa, como “la mayor catástrofe ecológica” sufrida por esta Reserva de la Biosfera “en toda su historia”.

El presidente de Agaden, Juan Antonio Carrasco, aseguró que “ya han ardido más de 500 hectáreas” y, además, “no sólo de matorral como están diciendo”, sino que el fuego arrasó también “bosques de acebuche, pequeños arroyos, bosques de laureles y alcornocales”.

Según dijo, esta catástrofe tendrá unas “consecuencias irreversibles e irrecuperables en muchísimos años” en una zona que también es “de vital importancia para las aves migratorias”, por ser una zona de descanso en las migraciones de Europa a África. Por ello, afirmó que habrá “problemas de migración para las aves este año y los siguientes”.

Asimismo, indicó que “todos los indicios apuntan a que el fuego ha sido provocado”, por lo que instó a las administraciones competentes que “pongan todos los medios disponibles” para investigar el caso y dar “con los responsables” si se confirma que el fuego fue intencionado.

En este supuesto, exigió que se aplique a los responsables “todo el peso de la ley” y que sean “detenidos, juzgados y condenados” para que “paguen por estos destrozos ecológicos que se forman en un par de días y tardan décadas en recuperarse” y también para “no dar a los pirómanos una sensación de impunidad”.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de