Los hechos denunciados también ante la Delegación en Cuenca de la Junta de Comunidades por el Partido Animalista PACMA, sucedieron el día 12 de septiembre 2009 en un espectáculo de suelta de reses en Arcas del Villar (Cuenca) que se celebró entre las 17 y las 20 horas.

Según muestran las imágenes de vídeo utilizadas como prueba para denunciar los hechos, de acuerdo a lo descrito en el Decreto de 98/2006, de 01-08-2006, de Espectáculos Taurinos populares que se celebran en la Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha.

Menores de muy corta edad

Los participantes ataron con una soga a los tres novillos vulnerando el artículo 3. 2 del Reglamento Taurino, el cual incide especialmente en prohibir este hecho, considerándolo como maltrato.

“En todo caso, se prohíben aquellos espectáculos taurinos que impliquen maltrato a la reses y, especialmente (…)- Los espectáculos consistentes en atar a las reses, a un punto fijo, con maromas, sogas, o de cualquier otra forma”.

Según se puede ver en las imágenes, los participantes, trataron sin éxito una y otra vez de matar a los animales apuntillándolos, es decir, clavándoles un cuchillo en el cuello seccionándoles la médula espinal.

Además entre el público se encontraban numerosos menores de muy corta edad que presenciaron la matanza de los animales, llegando incluso a sentarse a uno de los niños sobre el novillo agonizante.

Estas tres graves infracciones denunciadas por el Partido Animalista han dado lugar a una multa de 500 euros. Según Silvia Barquero, portavoz del partido animalista: “el trato que damos a los animales en este país es una vergüenza. Y lo peor es que está potenciado por las administraciones y los Ayuntamientos”.

Por último, desde PACMA se denuncia además la evidente falta de interés en el tema que ha demostrado la Junta de Comunidades, que ni se ha dignado hacer llegar copia de la resolución de fecha 5 de julio de 2010, a la parte denunciante de las irregularidades.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de