Este esfuerzo permitirá también extender el uso de las energías renovables y aumentar la eficiencia energética.

El Dr. Kim y el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, presidirán una junta asesora compuesta por múltiples partes interesadas que formulará orientaciones estratégicas para la iniciativa de Energía Sostenible para Todos, puesta en marcha por Ban Ki-moon durante la pasada primavera boreal. En una resolución de la Asamblea General de las Naciones Unidas, se nombró el año 2012 como el año dedicado a la energía sostenible para todos.

Se estima que 1.300 millones de personas carecen de suministro eléctrico y 2.700 millones utilizan leña, carbón vegetal, estiércol y carbón para cocinar y calefaccionar sus hogares.

El Dr. Kim elogió el liderazgo y la visión audaz que había mostrado el Secretario General de las Naciones Unidas al asumir el desafío. La iniciativa Energía Sostenible para Todos convoca a los Gobiernos, las empresas y la sociedad civil a fin de alcanzar tres objetivos antes de 2030: lograr el acceso universal a la energía (lo que incluye el suministro eléctrico y los combustibles modernos para cocinar y calefaccionar), duplicar la proporción de energía renovable que se produce y se consume, de modo que pase del 15% al 30%, y duplicar la tasa de mejora de la eficiencia energética.

"Brindar energía sostenible a todos podría ser el logro más importante del siglo XXI", dijo el Secretario General. "La energía sostenible es el hilo que une el crecimiento económico, la equidad social y el clima y el contexto que permiten al mundo prosperar. Esta iniciativa reúne a los Gobiernos, el sector privado y la sociedad civil en una alianza que está obteniendo resultados concretos".

Banco Mundial

El Dr. Kim comprometió al Grupo del Banco Mundial a emplear sus saberes y sus conocimientos técnicos en materia de políticas para intensificar el impacto del financiamiento que aporta a proyectos energéticos, cuyo monto alcanzó poco más de 8000 millones de dólares en los dos últimos años.

Específicamente, el Grupo del Banco brindará asistencia técnica para ayudar a varios países a elaborar programas integrales de acceso a la energía. El Grupo del Banco procurará asimismo movilizar fondos adicionales a fin de obtener al menos 2 dólares de otras fuentes de financiamiento por cada 1 dólar que aporte. El organismo se asociará con instituciones multilaterales, entidades bilaterales e inversionistas privados para reunir más fondos.

"Esta es una coalición formidable, como la que impulsa los objetivos de desarrollo del milenio", sostuvo el Dr. Kim. "Tanto los donantes como los países de ingreso mediano y los de ingreso bajo formulan compromisos según sus capacidades y recursos particulares. Cada país, empresa, organización y sector contribuye a su manera, ya sea aportando más financiamiento, estableciendo nuevos incentivos normativos, desarrollando nuevos métodos o tecnologías, o forjando nuevas alianzas".

Hasta el momento, se han sumado 61 países a la iniciativa, mientras que diversas empresas, inversionistas y donantes han comprometido un total de US$50 000 millones para alcanzar los tres objetivos del programa.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de