Se creará un Registro de Certificados de eficiencia y una Comisión técnica, y se determina la obligación de suministrar este certificado al realizar una operación de venta o alquiler.

El Consejo de Gobierno ha aprobado el Decreto por el que se regula el procedimiento para la certificación de eficiencia energética de edificios de nueva construcción y establece los requisitos para la acreditación. Uno de los puntos destacados en el proyecto es la creación de un Registro de Certificados de eficiencia energética, donde promotores y propietarios deben inscribir los certificados de sus edificios, tanto del proyecto como del edificio finalizado. Además, se establecen las condiciones para proceder a la inscripción y actualización de las inscripciones. La finalidad del registro es informar objetivamente a los compradores y usuarios sobre las características energéticas de los edificios y promocionar las construcciones de alta eficiencia energética.

Este Decreto dispone el número de inspecciones necesarias para comprobar y vigilar el cumplimiento de la certificación y obliga a incluirlo dentro del paquete de información básica que, reglamentariamente, todo vendedor ha de suministrar al comprador o arrendatario para velar por los derechos e intereses de consumidores y usuarios. Además, todos los edificios de nueva construcción tendrán asignada una etiqueta de eficiencia energética que muestre su nivel de calificación a través de una inicial que va desde la letra A -edificio más eficiente- a la letra G -edificio menos eficiente-. Esta etiqueta deberá incluirse de forma obligatoria en toda oferta, promoción y publicidad de venta o arrendamiento.
 
La normativa implica la creación de una Comisión Técnica para la certificación, como órgano colegiado de carácter permanente, con representantes de la Administración Autonómica y de colegios profesionales asociados al sector de la edificación. La Consejería de Economía y Empleo será el órgano competente en materia de certificación de eficiencia energética en edificios y la normativa entrará en vigor a los tres meses de su publicación en el Boletín Oficial de Castilla y León. La información contenida en los certificados de eficiencia energética de los edificios y viviendas estará disponible en la página web

 Esta nueva normativa establece un criterio de valoración sobre la eficiencia y el ahorro energético en los edificios. Al reducirse la cantidad de energía que el edificio demanda, las instalaciones térmicas tendrán una menor potencia, por lo que se logra un mayor desarrollo de las instalaciones que utilizan fuentes renovables, importantes beneficios económicos al disminuir el gasto energético y un consumo eficiente de energía.
 
Apoyo de la Consejería de Economía y Empleo

La Consejería de Economía y Empleo, a través del Entre Regional de la Energía (EREN), desarrolla acciones formativas y divulgativas para la realización de auditorías energéticas y certificaciones en edificios. En los últimos años se han impartido cursos de capacitación en certificación energética de edificios sobre legislación vigente y programas informáticos de referencia para la verificación de limitación de demanda energética.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de