Las compañías que apuestan por el teletrabajo contribuyen a reducir la huella de carbono, así como de otros contaminantes atmosféricos con efecto invernadero o sobre el cambio climático, según la segunda edición del Libro Blanco Más allá del Teletrabajo: Una nueva forma flexible de trabajar, publicado por la Fundación Másfamilia, en colaboración con BICG, AXA España y otras entidades.

Según cálculos realizados por Fundación Másfamilia basados en la Encuesta de Movilidad en Día Laboral (realizada en Barcelona en 2017, bajo la hipótesis de teletrabajo de 2 días/semana (40%) que es la opción preferida y con una estimación del 40% de la población susceptible de teletrabajar), se obtendría una reducción de 332.843 ton CO2/año o unas 336.171 ton de GEI/año (GEI – gases de efecto invernadero).

En este sentido, los autores del estudio hablan de un impacto para el conjunto del Estado entre 9 y 10 veces superior aplicando un efecto proporcional de población laboral y total, alcanzando una reducción de aproximadamente 3 millones de toneladas de CO2 al año.

Según esta segunda edición del libro blanco, un 53% de las empresas certificadas efr en España (compañías que gestionan la conciliación a través de la herramienta efr) ofrece teletrabajo a sus colaboradores (frente a un 13% del total nacional), “fomentando la corresponsabilidad en materia de conciliación como mecanismo para lograr una confianza bidireccional y así un mayor compromiso, satisfacción y competitividad de la organización”.

Siniestralidad laboral

Por otro lado, el libro blanco destaca que, según las estadísticas del Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo (INSHY), en 2017 se produjeron 49.289 accidentes de tráfico en in itinere (durante el viaje hasta o desde el trabajo) con baja laboral, un 3% más con respecto al ejercicio anterior.

“Como consecuencia, 122 personas fallecieron en este tipo de accidentes. Estas alarmantes cifras podrían ser reducidas con un aumento del teletrabajo, debido a la menor congestión y volumen del tráfico en horas punta”, concluye la investigación.

Asimismo, el estudio señala que con el teletrabajo se produciría “un ahorro de tiempo importante evitando desplazamientos”, ya fueran en transportes colectivos o individuales, que se podría dedicar a otras actividades familiares, de ocio, voluntariado, etc.

Durante la presentación del libro la semana pasada, el director de Fundación Másfamilia, Roberto Martínez, aseguró que “las bases para poner en marcha un proyecto de teletrabajo en cualquier organización, sea el tamaño que sea, debe pasar por el liderazgo, la confianza y la consecución de objetivos“.

“Debemos dejar de pensar que trabajar con flexibilidad es no trabajar porque es un argumento que no se sostiene. No importa desde dónde se realiza el trabajo si los objetivos se cumplen“, afirmó Alejandra Martínez, directora de BICG, compañía especializada en la transformación de empresas hacia entornos más flexibles.

Fuente: EcoAvant,

Artículo de referencia: http://www.ecoavant.com/es/notices/2019/02/el-teletrabajo-ayuda-a-reducir-la-huella-de-carbono-y-la-polucion-4322.php,