PIXABAY

Un nuevo informe de Carbon Tracker asegura que las centrales eléctricas de gas están produciendo cada vez más pérdidas tanto en Europa como en Estados Unidos, una situación agravada por el aumento de los precios de los combustibles fósiles a nivel mundial.

El grupo de expertos financieros estima que los desarrolladores de la mayoría de las plantas de gas planificadas o en construcción nunca recuperarán su inversión inicial y más de 24.000 millones de dólares están en riesgo en Estados Unidos. En Reino Unido, la inversión comprometida es de 2,6 mil millones de libras. Toda esta cantidad de dinero se ve en riesgo aunque las plantas funcionen de manera correcta durante toda su vida útil.

Muchos gobiernos se comprometen a cumplir con cero emisiones netas de carbono para 2050, lo que obligará a la mayoría de las plantas de gas a cerrarse antes del final de su vida útil a menos que haya un progreso significativo en las tecnologías para reducir sus emisiones.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, se han comprometido a ofrecer un sector eléctrico libre de carbono para 2035, mientras que la UE también ha dejado claro que el gas no tiene futuro a largo plazo.

El informe calcula que si las plantas de gas se eliminan gradualmente en línea con un objetivo de cero neto para 2050, casi 16 mil millones de dólares de inversión en unidades que actualmente son rentables podrían quedar varadas.

Las renovables superan al gas

El gas es la mayor fuente de emisiones del sector eléctrico en Europa, representando el 34%, y es responsable del 44% de las emisiones del sector eléctrico de los Estados Unidos.

Tanto en Europa como en los Estados Unidos, ya es más barato generar energía mediante la construcción de nueva capacidad solar y eólica terrestre que continuar ejecutando las plantas de gas existentes. El rápido despliegue de la energía eólica y solar ha reducido la utilización de las plantas de gas, una tendencia que solo se espera que aumente.

Jonathan Sims, analista senior de Carbon Tracker y coautor del informe, señala: «El uso a largo plazo de gas sin cesar para la generación de energía es incompatible con los objetivos climáticos, y es poco probable que las unidades funcionen durante toda su vida útil. Los inversores que continúan respaldando el gas por delante de las energías renovables no solo se están exponiendo al riesgo de activos varados, sino que también se están perdiendo potencialmente mayores tasas de rendimiento del sector de la energía limpia».

Carbon Tracker analizó los informes financieros de 835 centrales eléctricas de gas operativas en Europa y descubrió que 43GW en el Reino Unido y la UE (22% del total) y 159GW en los Estados Unidos (31%) ya son deficitarios si se tienen en cuenta los costes operativos y los costes de carbono.

Fuente: Javier López de Benito / EnergyNews,

Artículo de referencia: https://www.energynews.es/perdidas-de-las-centrales-electricas-de-gas-en-europa-y-ee-uu/,



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de