Migraciones Climáticas

Las migraciones por el calentamiento global son ya una realidad y un desafío que la comunidad internacional tiene que gestionar. Esta es la conclusión de los expertos que participan hoy en el Simposio Migraciones Climáticas. El evento organizado por la Fundación Ecología y Desarrollo (ECODES) ha visibilizado este fenómeno que ya afecta a millones de personas. Entre 2008 y 2014 se desplazaron 184,4 millones de personas, 62.000 personas al día, ha indicado Eva García Bouzas, de ACNUR. Se espera que en 2050 haya 250 millones de desplazados, expuso Sara Vigil, investigadora del Centro Nacional de Investigación Científica de Bélgica (FNRS). “Son personas invisibles al derecho internacional y que no tienen un marco jurídico que las proteja”, ha afirmado Vigil.

En este sentido, María Jesús Herrera, jefa de la misión de la Organización Internacional para las Migraciones, ha expuesto que la Convención de Ginebra del año 1951 no refleja quiénes son refugiados climáticos, por lo que legalmente no cuentan con esa protección. 

Sin embargo, sí se han dado pasos para que se reconozca su existencia, como por ejemplo en el Acuerdo de París de la COP21 en el que se reconoce ya la vinculación entre migraciones y cambio climático. “Se reconoció la existencia del problema en el Acuerdo de París”, ha indicado Herrera. Y el siguiente paso, ha añadido, es que haya financiación para poder hacer frente a esta realidad. “La financiación es fundamental, sino las palabras se quedan en el aire y las acciones no se pueden llevar a cabo”, ha afirmado.

En esta línea, Isabel Aranda, de la Convención Marco de Naciones Unidas para el Cambio Climático, ha explicado que en la actualidad los mecanismos para hacer frente a las migraciones climáticas son muy limitados, ya que sólo forman parte de las medidas de Adaptación contempladas en la Convención. 

Sin embargo, Aranda se ha mostrado esperanzada ya que en la COP22 de Marrakech se ha reconocido que la lucha contra el cambio climático no es sólo un trabajo de los países, sino también de la sociedad, las empresas, las instituciones, las organizaciones, los ayuntamientos, etc. “Los países solos no van a poder hacer frente al cambio climático”, ha aseverado.