Esta es una de las conclusiones que se expondrán este fin de semana en las jornadas que organiza la Conselleria de Medio Ambiente en colaboración con la Asociación Orquidiòfils Valencians (OVAL) y el Ayuntamiento de Ribarroja del Túria, para divulgar el valor de esta especie de flora protegida. La jornada consistirá en una conferencia del presidente de OVAL, Ángel Sanchís, y una ruta guiada por el término municipal de Pedralba para reconocer las poblaciones de orquídeas.

Las orquídeas descubiertas en el Túria se caracterizan por su pequeño tamaño (entre 15 y 30 centímetros), si se las compara con las de mucha mayor dimensión existentes en las zonas tropicales (más de dos metros). Además, las del Parc Natural del Túria pueden distinguirse por sus colores llamativos.

Las poblaciones de orquídeas silvestres han aflorado en el parque tras las lluvias intensas de este invierno. Esto ofrece la posibilidad de descubrirlas, ya que las semillas o tubérculos pueden estar latentes durante periodos de hasta 20 años, a la espera de condiciones meteorológicas y ambientales favorables.

En los ríos y claros de pinada

En el ámbito del Parc Natural del Túria las poblaciones de orquídea se hallan principalmente en la ribera del río y las ramblas, aprovechando la humedad del suelo. Ello les permite asociarse con los hongos del suelo, que les aportan los nutrientes para el proceso de germinación de las semillas.

También pueden encontrarse en los claros de las pinadas. Sobre todo, en la zona de la Pea-Palmeral; Pedralba y Villamarxant; la Vallesa de Paterna y Ribarroja; y Las Rodanas de Villamarxant. En las zonas de aclarado entre los bosques, las orquídeas pueden crecer sin la competencia de otras especies, sean arbustivas o arbóreas. También contribuye al desarrollo de las poblaciones, la existencia de suelos inalterados durante mucho tiempo.

Orquídea Ophrys

Entre otras singularidades, las flores de orquídea del género Ophrys atraen insectos macho imitando la forma, textura y aromas de las hembras de su especie. El insecto, al llegar a la flor, mete la cabeza o el abdomen en la flor, se carga de polen y poliniza otras flores, siguiendo un mecanismo finamente depurado por la selección natural, hasta el punto de que casi cada especie de Orquídea tiene su insecto particular para polinizar imitando formas y olores del mismo. Este proceso de adaptación fue estudiado por Darwin para aplicarlo a su teoría de la Selección Natural como motor de la Evolución.

65 especies en la Comunitat Valenciana

Existen en todo el planeta 30.000 especies de orquídeas, de las que 65 pueden localizarse en la Comunitat Valenciana. Entre estas últimas, diez se hallan en el ámbito del parque natural del Túria.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de