Para la organización "la mayor sorpresa ha sido comprobar que han sido talados algunos árboles silvestres sanos que había en la zona, los cuales no necesitaban riego por goteo al haberse adaptado de forma natural al entorno. Nos parece aberrante que no sólo no se planten árboles, si no que encima se corten árboles autóctonos".

Planta de compostaje

Esta situación en el Ensanche de Vallecas, se suma a los malos olores procedentes de la planta de compostaje de Las Lomas en el complejo de Valdemingómez y a otras muchas deficiencias que sufre el barrio en materia de equipamientos educativos, sanitarios o deportivos. Como detalle sintomático de esta situación, hemos detectado algunas alcantarillas sin tapa o sin rejillas, lo que supone un peligro para los viandantes.

La zona más abandonada corresponde a la avenida del Ensanche del Sureste con los alcorques llenos de hierba a una altura superior de un metro. Cuando llegue el verano se secarán, dando una imagen lamentable de la zona y además, podrán dar lugar a algún incendio al ser fácilmente combustibles.

Por otro lado la organización asegura que “los recursos económicos del Ayuntamiento deberían priorizarse según las necesidades más básicas de los ciudadanos como pueden ser la sanidad, la educación, la vivienda y el empleo. Aunque mucho nos tememos que  esta situación está relacionada con la deuda millonaria del Ayuntamiento, que impide disponer de recursos económicos para el mantenimiento de las zonas verdes de la ciudad”.

Según Globalízate "No tenemos ninguna duda de que la situación mostrada es una consecuencia más de las políticas de despilfarro que ha desarrollado el Ayuntamiento de Madrid en materia de infraestructuras, principalmente, el soterramiento de la M-30 que han llevado al crítico endeudamiento del Ayuntamiento. Por otra parte, recordamos al gobierno municipal de Madrid, que  el gasto de la candidatura de Madrid a la Olimpiada 2016 podía haberse utilizada de una forma bien diferente, por ejemplo,  prestando más atención al medio ambiente de la ciudad. Esta es la realidad y no la propaganda del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón”.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de