Según se ha sabido a través del Blog del presidente de la Junta de Extremadura Guillermo Fernández Vara, celebró una reunión con representantes de una Plataforma constituida por varias Asociaciones protectoras de animales de nuestra Comunidad, quienes han hecho entrega a la Junta de Extremadura de un borrador de Reglamento de Protección Animal. De hecho, el propio Presidente en su blog "El Cuaderno de Guillermo", manifiesta que llevará a cabo el desarrollo de la Ley que regula la protección de los animales, Ley publicada desde el 23 de mayo de 2005 que hasta el día de hoy sigue sin reglamentar y cuya aplicación es más que deficiente a juicio de Ecologistas Extremadura.

Entre los pocos compromisos adquiridos el presidente de la Junta se compromete a ejecutar la implantación del microchip, como sistema de control e identificación animal y a realizar actuaciones encaminadas a evitar el abandono de mascotas, así como incrementar el control de la tenencia de animales en cautividad, control que, dicho sea de paso, desgraciadamente debe incrementarse porque es prácticamente inexistente, como bien se ha podido comprobar con el caso del Zoo de Almendralejo.

La situación de los animales en el Zoo de Almendralejo, finalmente cerrado, ha sido reiteradamente denunciado por esta Asociación, desde Ecologistas Extremadura se lamentan de que aún hoy en día haya algunos animales cautivos en su interior y critican la negativa de la Junta de Extremadura a informar de lo que allí ha pasado y de las sanciones impuestas al propietario. De nada sirven las normas por muy escasas o pobres que sean, si sólo son una voluntad estéril impresa en pliegos que no da fruto alguno, se lamentan desde la asociación.

Otra muestra de esta situación denunciada por Ecologistas Extremadura es el estado en el que se encuentran los animales expuestos en el denominado "Parque Reserva Natural Las Quinientas" en Berlanga, que no reúne las condiciones básicas de sanidad, bienestar y seguridad, para mantener la buena salud física y psíquica de los animales salvajes enjaulados. Además de la ley de Protección animal Ecologistas Extremadura desea que se haga cumplir la normativa vigente a este tipo de instalaciones (Ley 31/2003) que en este caso opinan que debería conllevar su cierre, recuerdan que deben tener como función el fomento de la educación y de la toma de conciencia por el público en lo que respecta a la conservación de la biodiversidad, en las Quinientas de Berlanga ni siquiera existen carteles indicativos sobre el área natural, el hábitat, alimentación y otros aspectos del ciclo biológico de la especie expuesta, existiendo algunos carteles con errores en la identificación de la especie, lo mismo que ocurría en el Zoo de Almendralejo.

El propio presidente reconoce que al final de la temporada de caza -competencia de la Administración que gobierna-, se "acumulan" animales abandonados. Esto prueba la parca inspección que se realiza desde la Administración Autónoma en este asunto. No sólo se abandonan animales, lo que es en sí una tortura, además está el cómo se abandonan, multiplicando el maltrato y sufrimiento. En ocasiones se pueden encontrar perros de caza que aquéllos que los han explotado y se han servido de ellos, cuando no los necesitan, les introducen en la boca un palo, inutilizándola, de forma que éste no pueda comer, ni beber y se muera así dolorosa y lentamente. Este es solo uno de los múltiples ejemplos aterradores que ocurren con toda facilidad e impunidad en nuestra comunidad.

Consideran desde Ecologistas Extremadura que no se trata sólo de poner "un poco de orden en el tema" ,como así expresa nuestro Presidente en su blog. Es necesario que la Administración Autonómica junto con las otras Administraciones que ejercen sus funciones en esta Comunidad, asuma el compromiso de poner los medios necesarios para resolver este grave problema, obligando a aquellos que tienen un animal a responsabilizarse de él; castigando a aquellos que los abandonan, a los que los maltratan, a los que ejercen negocios ilícitos como lo son las peleas de perros o gallos o los criaderos clandestinos; ayudando a los que tienen a su cargo algún animal con cuestiones como la esterilización, la vacunación, promoviendo la adopción de los animales abandonados; involucrando a los centros educativos y medios de comunicación para fomentar y extender en todos los ámbitos el respeto hacia los animales; y lo que es realmente importante, aportando gente preparada y competente para poder abordar y dar solución a este importante tema.

Pero además a Ecologistas Extremadura le preocupa la hipocresía de las administraciones públicas que, mientras tanto, subvencionan "fiestas populares" donde se maltrata a animales como el toro de San Juan de Coria que se celebra este fin de semana y en la que se clavarán gran cantidad de alfileres a un toro indefenso ante estos ataques, posteriormente a este animal lo matan, de un tiro en la cabeza, lamentan que la Junta de Extremadura permita esta actividad dentro de unas fiestas declaradas de Interés turístico regional y reclaman al presidente de la Junta de Extremadura que si quiere actuar con coherencia retiren esta denominación e impidan el desarrollo de esta actividad de maltrato animal injustificado y un modo de sacrificio no permitido, demostrando así su interés en hacer cumplir la ley de protección animal.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de