La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación Mundial (FAO) afirma que la desecación del lago está afectando a todas las actividades económicas de la zona. Esto está provocando conflictos y migraciones de la población a otros lugares con mayor disponibilidad de recursos hídricos. Debido a la enorme reducción en la superficie del lago, la producción pesquera y agrícola también se han visto afectadas y, en consecuencia, la ganadería y la biodiversidad de la zona.

La superficie del lago se ha reducido un 90%

El lago Chad fue una de las principales masas de agua del mundo del siglo XX. Se encuentra  en África Central y está rodeado por Camerún, Chad, Níger y Nigeria. Estudios científicos indican que en 1963 la extensión del lago era de 25.000 kilómetros cuadrados. En el año 2001 , sin embargo, la superficie del lago no superaba los 1.500 kilómetros cuadrados.

Un desastre humanitario según la FAO

Los países de la Cuenca del Lago Chad se reúnen de forma periódica para regular y controlar el uso del agua y otros recursos en la cuenca. Según la Comisión de la Cuenca del Lago Chad (LCBC), el reducido caudal de agua que llega al lago hace necesario un cambio radical en las técnicas de gestión del agua y un proyecto para llenar de nuevo el lago.

Junto con la LCBC, la FAO celebra hoy el evento titulado "Salvar al Lago Chad: un ecosistema amenazado" en Roma, coincidiendo con el Día Mundial de la Alimentación.

El evento pretende “concienciar sobre la desastrosa situación del Lago Chad y recaudar fondos para llenarlo de nuevo y mejorar la seguridad alimentaria global en la región”, afirma un responsable de la organización.

Parviz Koohafkan, responsable de la FAO, ha catalogado como “desastre humanitario” la desaparición del lago y afirma que se debería actuar urgentemente .



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de