Jacques Diouf
El director de la FAO, Jacques Diouf, ayer en Madrid

Por Eva San Martín

Los líderes de 95 países reunidos desde ayer en Madrid han puesto las bases para crear la llamada Alianza de Global de para la Agricultura y la Seguridad Alimentaria. La reunión de Alto Nivel sobre Seguridad Alimentaria para Todos, ha decidido inyectar 4.000 milllones de euros, directamente a los pequeños agricultores.

“Muchas cosas han cambiado desde la celebración de la Conferencia de Alto Nivel sobre la Seguridad Alimentaria Mundial en junio. Hoy nos encontramos ante una grave crisis financiera y económica. A ella se añade la crisis alimentaria que ha conmocionado a la economía agrícola internacional y ha puesto de manifiesto la fragilidad de la seguridad alimentaria mundial”, dijo Jacques Diouf, director general de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en la inauguración de la gran cita contra el hambre.

Diouf también apeló a los fallos que desde hace décadas se reproducen en el sistema de ayudas al desarrollo. Cada vez menos concentradas, afirmó, en dirigir sus esfuerzos al trabajo de los campesinos trabajadores.

La Alianza para la Agricultura y la Seguridad Alimentaria echará a andar impulsada por el Mecanismo de Coordinación Finaciera, un organismo que dirigirá el economista Jeffrey Sachs. De esta forma, las ayudas irán a parar a aquellos agricultores propietarios de menos de una hectárea de terreno.

El lema de este encuentro parte de la declaración de Roma, en la que los representantes de los estados firmaron un documento de intenciones, para frenar el hambre en el mundo. “Estamos firmemente resueltos a utilizar todos los medios para mitigar el sufrimiento ocasionado por la crisis actual, a estimular la producción de alimentos y a incrementar la inversión en agricultura, a afrontar los obstáculos para el acceso a la alimentación y a utilizar los recursos del Planeta de manera sostenible, para las generaciones presentes y futuras. Nos comprometemos a eliminar el hambre y a garantizar hoy y el día de mañana alimentos para todos”, decía este informe, con fecha del 5 de junio de 2008.

963 millones de personas mal nutridas

El representante senegalés interpeló “al aumento de los precios” de los alimentos, para explicar por qué crece el número de personas que pasan hambre en el mundo, y que, si no revierte la situación actual, se situará en 963 millones de personas mal nutridas, al final de año.

“Se pide a los gobiernos y los donantes que apoyen la aplicación del Marco Global de Acción en sus diferentes aspectos, respaldando al PMA para mantener sus actividades de ayuda alimentaria así como a la FAO, el FIDA, el Banco Mundial y los demás asociados para que puedan poner en práctica sus planes y programas de desarrollo agrícola con vistas a incrementar la producción y la productividad de los pequeños agricultores, especialmente en los países de bajos ingresos y con déficit de alimentos”, urgió Diouf, antes los líderes reunidos en Madrid.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de