La consejera de Medio Ambiente, Cinta Castillo, ha abogado por emprender una "transición en nuestra estructura productiva y hacer del medio ambiente el motor de la nueva economía", durante la presentación en Sevilla del Informe de Sostenibilidad Ambiental 2009, elaborado por el Observatorio Ambiental de Andalucía y la Escuela de Organización Industrial (EOI).

Según Castillo, la potencialidad que ofrece el medio ambiente "está todavía por explotar con sectores emergentes como los relacionados con la gestión del agua o de los residuos, el fomento de energía renovables y el turismo sostenible". En este sentido, la consejera ha recordado que este tipo de iniciativas entronca con las pretensiones del Gobierno andaluz, a través del proyecto Andalucía Sostenible, y del Gobierno Central, con la nueva ley de economía sostenible, para "reactivar nuestra economía y hacerla más fuerte y estable en el futuro".

Estrategia Andaluza de Desarrollo Sostenible

Asimismo, Castillo ha subrayado que la Junta de Andalucía puso en marcha hace siete años una Estrategia Andaluza de Desarrollo Sostenible, con objeto de "proteger el medio ambiente y mejorar la calidad ambiental" de la comunidad. En el marco de esta Estrategia, ha asegurado, se están impulsando diversas actuaciones para luchar contra los efectos del cambio climático, entre las que destacan la puesta en marcha de un plan de mitigación, un pacto local para implicar a los municipios y un programa de adaptación para preparar los sectores productivos a la nueva realidad ambiental.

Según Castillo, dentro del tejido industrial tiene especial incidencia el desarrollo de la Ley de Gestión Integrada de la Calidad Ambiental, una norma que ha aumentado el nivel de exigencia de en los procesos de prevención y control y que ha favorecido la implicación ambiental del sector productivo mediante nuevas líneas de incentivos económicos y acuerdos voluntarios. Entre éstos destacan los que sustentan el sistema andaluz de compensación de emisiones, un proyecto destinado a promover el esfuerzo voluntarios de las empresas en la lucha contra el cambio climático.

Ciudad 21

Además, la titular de Medio Ambiente ha señalado que el Consejo de Gobierno de la Junta ha aprobado recientemente un distintivo de calidad ambiental, un certificado de carácter oficial que persigue la reducción de los impactos ambientales de las actividades empresariales y que tiene entre otros objetivos el fomentar la inversión de las empresas en actuaciones que favorezcan la reducción de vertidos y emisiones.

Castillo ha recordado que se está promocionando la inversión en sostenibilidad "para que nuestras empresas ocupen un lugar de preferencia en el mercado, propiciando la obtención de una imagen respetuosa con el medio ambiente y estimulando el uso y desarrollo de tecnologías limpias". A ello hay que sumar el programa de sostenibilidad urbana, Ciudad 21, de apoyo a los municipios con planes para la gestión de residuos y fomento de reciclaje, preservación de los espacios protegidos o el impulso del turismo sostenible,

Por último, la titular de Medio Ambiente ha destacado la importancia del Informe de Sostenibilidad Ambiental que, en su sexta edición, se ha consolidado como una herramienta de estudio que permite conocer el tejido productivo andaluz y su relación con el medio ambiente, convirtiéndose además en "todo un referente para conocer de primera mano la realidad de Andalucía y su nivel de sostenibilidad ambiental".



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de