El organismo de naturaleza consorcial publica en el BOC esta resolución al no haber podido notificar la misma al interesado de conformidad con la Ley de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común.

Abandono de residuos peligrosos

Concretamente, la APMUN impone dos multas, una de ellas por importe de 30.000 euros, por el abandono de residuos peligrosos como vehículos en estado de desguace sin contaminar, bidones de aceite usado y filtros de aceite; y otra de 15.000 euros por el abandono de residuos no peligrosos como mobiliario doméstico, electrodomésticos, hierros, plásticos, cables, neumáticos, etc.

Igualmente, ordena al afectado a que, en el plazo de un mes, proceda a corregir la situación ilegal creada como consecuencia de la comisión de las infracciones, mediante la retirada y entrega a gestor autorizado de los residuos abandonados, debiendo acreditar tal circunstancia ante la APMUN.

Las infracciones cometidas están sancionadas en la Ley de Residuos de Canarias además de con multas, con el cese temporal, total o parcial de las actividades y suspensión de las autorizaciones, en su caso; clausura temporal, total o parcial de las instalaciones; e inhabilitación profesional temporal como gestor de residuos.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de