El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, inauguró la Feria BIO que se celebra en Chicago. Se trata del encuentro de empresas de biotecnología más importante del mundo y donde este año España está presente con  107 empresas e instituciones españolas, diez veces más que en la edición de 2006 y en el mismo nivel que el año pasado.

Esta es la séptima edición en la que España participa con un pabellón-país con 57 empresas y 50 instituciones, lo que sitúa a la participación española como la mayor de la feria a nivel internacional. El pabellón español es el mayor del recinto, con mil metros cuadrados, por delante de Francia, con 630 metros,  Canadá con 858 metros o Alemania con 465 metros. Los expositores se encuentran distribuidos en cinco bloques: cuatro de ellos representan a las biorregiones de Andalucía, Cataluña, Madrid y País Vasco y el quinto está destinado a acoger a las instituciones de ámbito estatal y a las empresas de áreas que no tienen una biorregión.

Durante su discurso, el titular de Industria destacó el crecimiento producido en los últimos años en el sector español de biotecnologías gracias a las inversiones privadas y a las ayudas públicas. En concreto, señaló que las 257 empresas españolas facturan más de 700 millones de euros y dan trabajo a 18.000 profesionales de alta cualificación. En los dos últimos años el número de empresas dedicadas a la biotecnología ha aumentado en España un 40%.

España cuenta con dos instituciones de primer nivel en biotecnología: el Observatorio Europeo de Biotecnología está en Barcelona. Y la secretaría permanente de la Red Europea de Células Madre en Sevilla.

Miguel Sebastián resaltó la importancia de la investigación española, que ha facilitado la implantación de multinacionales en nuestro país. Y se comprometió a seguir apostando por este sector y apoyarlo para su internacionalización, en concreto, en Estados Unidos, un país que ofrece grandes oportunidades a nuestras empresas.

Premios “Leadership Award”

La biotecnología española crece a un ritmo superior a la media de la UE, de forma que España se ha convertido en el quinto país de la UE-15 en producción científica en biotecnología, por detrás de Reino Unido, Alemania, Francia e Italia. El sector está comprometido de lleno en el  desarrollo de productos y tecnologías, así como en su aplicación en la empresa, si bien la investigación pública supone alrededor de 70 por ciento del total que se realiza.

Esa vertiginosa evolución y la consolidación de la presencia de empresas españolas en el sector biotecnológico norteamericano han hecho que este año se entregue a España el Premio al Liderazgo Internacional de la Asociación BIO norteamericana, que ha recogido Miguel Sebastián de manos de los organizadores del evento, en presencia de los presidentes de los grandes laboratorios mundiales y de varios gobernadores de Estados norteamericanos.

El premio de liderazgo internacional BIO es un reconocimiento al compromiso de avanzar en el campo de la biotecnología a través de políticas que faciliten y favorezcan la investigación y la innovación.

Implantación española

Aunque la presencia de empresas españolas establecidas en Estados Unidos se ha generado en los últimos años, ya se observan algunos ejemplos destacados que están desarrollando su negocio en este mercado.

Este es el caso de Pharmamar, que ya cuenta con una oficina comercial en Nueva York o de la empresa Progenika, con una relevante expansión internacional, que ya cuenta con un centro producción en Massachussets. Asimismo, la compañía española Cellerix cerró en 2008 un acuerdo de licencia y desarrollo con Axcan Pharma por un valor de 40 millones de dólares. Se trata del mayor acuerdo de este tipo para un producto basado en terapia celular más avanzado a nivel de desarrollo clínico. Sus responsables estiman que estará en este mercado en 2010.

El balance de ejecución de los siete años de pabellón oficial del ICEX es muy positivo para el sector español, que ha ganado confianza para cruzar el Atlántico y desarrollar actividad comercial e investigadora en EEUU cuando, hasta el momento, los mercados naturales habían sido Alemania, Reino Unido, Francia e Italia.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de