El objetivo del acuerdo es desarrollar actividades de colaboración en materia de energía, medioambiente y en tecnologías de la información y las comunicaciones y tendrá una vigencia de cinco años a partir del día 1 de enero de 2014.

La colaboración entre ambas administraciones se desarrollará a través de la definición de líneas y proyectos de interés común que se recogerán en posteriores acuerdos específicos de colaboración que apoyen acciones concretas y que estén relacionadas con los ámbitos de interés común.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de