Londres es la ciudad más inteligente según el Índice IESE Cities in Motion (ICIM). Madrid y Barcelona siguen ocupando las 30 primeras posiciones.

Madrid y Barcelona siguen siendo las ciudades españolas mejor posicionadas, ocupando el puesto 24 y 28, respectivamente, en el Índice IESE Cities in Motion (ICIM) sobre ciudades inteligentes en el mundo, que acaba de publicar su sexta edición.

Tras tres años consecutivos de liderazgo de Nueva York, en esta sexta edición del índice, Londres se hace con el liderazgo relegando a la ciudad de los rascacielos a la segunda posición mientras que Ámsterdam entra en el podio de las smart cities y registra un importante avance con respecto al año pasado, cuando se situaba en décima posición.

Volviendo a las ciudades españolas, de todas las dimensiones estudiadas para establecer el índice, Madrid destaca por su movilidad y transporte, entre los nueve mejores del mundo, y su proyección internacional, donde se sitúa en el 17.

Por su parte, Barcelona, que ha ganado dos posiciones en los últimos dos años, tiene un buen desempeño en casi todas las dimensiones y destaca especialmente en proyección internacional (11), así como en movilidad y transporte (12), y situándose en el top 30 en tecnología, (24) gobernanza (29) y planificación urbana (29).

En cuanto a las categorías en las que puntúan peor Madrid y Barcelona, destaca la categoría de cohesión social para la capital catalana, que cae hasta el puesto 89 del ranking y la categoría medio ambiente para Madrid, que está en el puesto 58. La capital ha retrocedido tres puestos en los dos últimos años.

Puntos fuertes de Madrid y Barcelona

De Madrid el informe destaca que está comprometida con el desarrollo de una ciudad sostenible. La plataforma Mint (Madrid INTeligente) permite que los ciudadanos puedan con su móvil inteligente dar a conocer al Ayuntamiento cualquier incidencia en la gestión y calidad de los servicios públicos urbanos para conseguir que la ciudad sea más sostenible, como una acera en mal estado o un fallo de alumbrado en una farola.

La ciudad cuenta también con una plataforma de participación ciudadana Decide Madrid, lanzada para contribuir a la democracia directa en la gestión de la ciudad. La herramienta permite decidir a los ciudadanos un amplio abanico de cuestiones relacionadas con la ciudad y ha servido de modelo a otras metrópolis.

De Barcelona se destaca su creciente población de diseñadores industriales y su prominente uso de teléfonos inteligentes. Asimismo, se trata de una ciudad pionera en gestión del tráfico mediante Big Data. Es considerada una de las 25 ciudades más tecnológicas del mundo, según Business Insider y 2thinknow.

La ciudad está llevando a cabo el C-Mobile, proyecto enmarcado en los sistemas inteligentes de transporte cooperativos, para aumentar la conciencia en el uso de la red viaria.

El sistema de navegación puede alertar si viene una ambulancia, policía o bomberos; si el semáforo se va a poner rojo o si hay un peatón que va a cruzar por la acera. Los sistemas han sido diseñados para tratar los retos específicos de movilidad en ocho ciudades piloto de Europa, y Barcelona es una de ellas.

Málaga, entre las mejores ciudades pequeñas

Entre las ciudades clasificadas como pequeñas (entre 600.000 y 1.000.000 de habitantes) en este índice, elaborado el Centro de Globalización y Estrategia de IESE por el destaca Málaga que aparece como la quinta mejor en esa categoría de ciudades, cuyos primeros puestos son para Edinburgo, Québec, Bratislava y Vilna.

En el ranking general, que evalúa 174 ciudades de 80 países, Valencia se sitúa en el puesto 61, pasando a ser la tercera ciudad nacional mejor clasificada. Le siguen Sevilla, situada en el puesto 76, Málaga, en el 80 y Palma de Mallorca, en el 88. Cerrando el ranking se sitúan Zaragoza, A Coruña, Murcia y Bilbao, (101, 102, 105 y 107 respectivamente).

En líneas generales, se observa una tendencia a puntuaciones altas en las ciudades españolas en las categorías de movilidad y transporte y cohesión social. En cuanto a puntuaciones bajas, hay peculiaridades; por ejemplo, todas, excepto Palma de Mallorca, están mal consideradas en cuanto a su proyección internacional.

Londres, Nueva York y Ámsterdam ocupan el podio

Londres, Nueva York y Ámsterdam se colocan en el podio de las ciudades más inteligentes del planeta. Sin embargo, y a pesar de la incertidumbre que rodea al Brexit, la capital del Reino Unido encabeza el ranking gracias a sus excelentes resultados en casi todas las áreas analizadas, mientras que Nueva York destaca por su liderazgo económico.

Europa domina los puestos de cabeza con siete ciudades entre los diez primeros puestos: Ámsterdam (3), París (4), Reikiavik (5), Copenhague (8), Berlín (9) y Viena (10) acompañan a Londres en el top ten, que se completa con dos ciudades asiáticas: Tokio (6) y Singapur (7).

Y si ampliamos el foco a las 50 primeras posiciones, el dominio de Europa sigue siendo evidente, ya que más de la mitad de las urbes (28) pertenecen a este continente. Le siguen a gran distancia Norteamérica, con 13; Asia, con cinco, y Oceanía, con cuatro.

El Índice pone de manifiesto que la ciudad perfecta no existe. Solo un selecto grupo de ciudades, entre las que se encuentran Londres, Ámsterdam, Seúl y Viena, es capaz de obtener buenos resultados en casi todas las dimensiones evaluadas.

Muchas otras ciudades punteras, en cambio, pierden la batalla a la hora de intentar equilibrar su desempeño en los distintos ámbitos. Por ejemplo, algunas como Nueva York tienen un gran desarrollo económico, pero están poco cohesionadas socialmente, lo cual puede generar conflictos y tensiones entre los distintos estratos sociales.

Fuente: eSMARTCITY,

Artículo de referencia: https://www.esmartcity.es/2019/05/13/londres-ciudad-mas-inteligente-segun-indice-iese-madrid-barcelona-siguen-entre-30-primeras,



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de