Tenerife

La consejera de Sostenibilidad, Territorio y Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife, Méndez Oramas destacó que la filosofía del Plan Territorial Especial de Ordenación de Residuos (PTEOR) es que los residuos dejen de ser un problema en la Isla para convertirse en un recurso económico que abra nuevos yacimientos de empleo a los canarios. De hecho, resaltó que el Plan es una plataforma idónea para impulsar la creación de nuevas empresas con el objetivo de que la gestión residual deje de ser competencia exclusiva de las Instituciones públicas, y esté canalizada por las empresas privadas”.

Además, la consejera insular llamó la atención sobre una iniciativa pionera en Canarias que se recoge dentro del Plan como es la creación de una plataforma de inserción laboral que favorecerá y dará prioridad a la incorporación de personas en riesgo de exclusión social en el negocio del reciclaje.

El Cabildo ya ha adjudicado a seis empresas la actividad de reciclaje en el polígono industrial del complejo medioambiental de Arico, que empezará a funcionar dentro de dos años. La previsión es que en este complejo se reciclen el 100% de los residuos plásticos, entre 60.000 y 70.000 toneladas de acero, hasta 40.000 toneladas de elementos electrónicos y entre 5.000 y 10.000 toneladas de neumáticos.

El PTEOR tiene como objetivo lograr que la futura gestión de los residuos urbanos proporcione a tinerfeños un servicio de calidad y coste lo más homogéneo y ajustado posible en toda la Isla de Tenerife y con los máximos niveles de protección medioambiental que permitan el cumplimiento de las exigencias de la normativa vigente y los principios del desarrollo sostenible, según explico Mónica Méndez.

Generar la mínima cantidad de residuos, impulsar la recogida selectiva de residuos, aglutinar la máxima obtención de materia orgánica para la fabricación de compost, fomentar el tratamiento previo de los residuos que no han pasado por un tratamiento de selectivo, o la eliminación de residuos no reutilizables, son algunos de los ejes fundamentales sobre los que se sustenta el Plan Territorial de Ordenación de Residuos que el Cabildo de Tenerife aprobado por unanimidad el pasado 30 de enero.

En lo que se refiere a residuos peligrosos, el Archipiélago genera más de 35.000 toneladas al año, según estimaciones recogidas en el Plan Integral de Residuos para Canarias (PIRCAN). Los talleres de reparación de vehículos producen aproximadamente unas 42.000 toneladas al año, los laboratorios fotográficos 75 toneladas anuales, las tintorerías, 5 y las actividades agrícolas y ganaderas otras 5 toneladas al año.

El sector de las energías limpias, alternativo a los sistemas tradicionales de producción basados en los combustibles fósiles, también está en auge y supone toda una oportunidad para las empresas y para dinamizar la economía. Sólo el sector de la energía eólica ha creado en España 31.000 puestos de trabajo directo e indirecto, y se podrían alcanzar los 60.000 en 2010.
 



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de