Ana Botella con los escolares en la campaña de reciclaje de aceite
Ana Botella con los escolares en la campaña de reciclaje de aceite

Los escolares madrileños están aprendiendo a reciclar el aceite que se usa en sus hogares. Implicados en un programa puesto en marcha en junio de 2008 por el Área de Medio Ambiente, 35.000 alumnos de 47 colegios de Madrid han contribuido a recoger 6.179 litros de aceite doméstico, lo que significa que han evitado la contaminación de seis millones de litros de agua.

Para contárselo a los niños y explicarles el beneficio que le han hecho a su entorno, la teniente de alcalde y delegada del Área de Medio Ambiente, Ana Botella ha visitado el colegio público Fontarrón, en el barrio de Moratalaz. “En este centro habéis recogido 525 litros de aceite, con los que se hubieran contaminado 525.000 litros de agua y se habrían gastado las depuradoras 1.286 euros en consumo energético”, les ha dicho Botella a los alumnos.

Un litro de aceite contamina mil litros de agua

El aceite, sustancia que se usa como base de la alimentación, produce una contaminación notable cuando se tira al fregadero. Un solo litro de aceite usado, que es más o menos lo que una familia acumula a lo largo de un mes, contamina mil litros de agua. Puesto que los españoles arrojamos por el desagüe entre 175 y 200 millones de litros de aceite al año, la cifra de agua contaminada se estima entre 175.000 y 200.00 millones de litros, cantidad equiparable al consumo que haría una ciudad de 2,5 millones de habitantes en esos doce meses.

Además, depurar las aguas residuales que contienen aceite es muy caro: cada litro supone un gasto adicional de 2,50 euros.

Estos datos justifican el empeño del Ayuntamiento de Madrid en el programa de reciclado promovido en las escuelas..

Los clakis

El aceite que se trae al colegio en unos envases especiales, llamados clakis, y que se deposita en los contenedores habilitados para ellos en el recinto escolar, es transportado a una planta donde se transforma en combustible de baja emisión de CO2. Cada litro de aceite sirve para generar 0,94 litros de biodiésel. En esta labor participan trabajadores con discapacidad de la asociación AFANIAS.

En estos ocho meses, por lo tanto, se han producido 5.800 litros de un combustible que emite la mitad del CO2 que la gasolina o el gasoil convencionales: unos 8.000 kilos han dejado de ensuciar la atmósfera de Madrid.

La cuarta parte de los beneficios obtenidos por la venta del aceite desechado se destina a financiar el proyecto “Agua solidaria”, cuyo objetivo es construir plantas potabilizadoras en países en vías de desarrollo, mejorando las condiciones de vida de las personas que carecen de agua.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de