Tras el encuentro que ha mantenido con las directoras generales de Desarrollo Rural y Política Forestal, Begoña Nieto y de Calidad y Evaluación Ambiental y Medio Natural, Guillermina Yanguas, Bonig ha señalado que esta propuesta normativa contempla la modalidad de caza con parany "como una modalidad tradicional y se incluye la posibilidad de que se considere como caza sin muerte, previa autorización excepcional".

"Para poder lograr esta autorización excepcional, los que quieran practicar la caza bajo esta modalidad deberán acreditar que han superado pruebas de aptitud y conocimiento de los medios y elementos específicos de la misma", ha asegurado Bonig.

Además, únicamente se autorizará en condiciones estrictamente controladas y mediante métodos selectivos, la captura, retención o cualquier otra explotación prudente de determinadas especies no incluidas en el listado de especies de régimen de protección especial, en pequeñas cantidades y con las limitaciones precisas para garantizar su conservación.

"Lo que se pretende es que se pueda practicar esta actividad cinegética a través del denominado "método francés" de caza, que sí que está aprobado por la Unión Europea y es compatible con la legislación, de manera que se puedan aunar las actividades de fuerte arraigo en las comarcas valencianas, preservando la esencia tradicional de este método de caza con las exigencias de protección y conservación de la biodiversidad que todos defendemos", ha señalado Isabel Bonig, quien ha añadido que el Ministerio de Medio Ambiente se ha comprometido a valorar la propuesta y a darnos una respuesta lo más pronto posible".



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de