Tiempo libre

El verano es precisamente el momento en el que la inmensa mayoría de la población española desea romper con la rutina, relajarse y disfrutar de su tiempo libre en casa o huir de los espacios en los que se han movido día tras día. Las opciones para disfrutar de unas merecidas vacaciones de verano que nos hagan “desconectar”, después de meses de trabajo o estudio, son infinitas. Ahora bien, todas las alternativas de goce tienen un punto en común: la necesidad de cuidar el medio en el que se llevan a cabo para alcanzar un buen grado de comodidad y bienestar. 

Una de las opciones más demandadas por los españoles en verano es el turismo de sol y playa. De hecho, según un estudio de eDreams del año 2014, el 62% de las reservas que se realizaron en Europa a destinos costeros se concentraron en ciudades españolas. Y, precisamente 16 de las 50 playas predilectas para pasar las vacaciones ese mismo año se situaban en territorio nacional.  

Es claro, pues, que la playa es un reclamo turístico en España y es por ello que los lugares de costa tienden a masificarse durante la estación más calurosa del año. Tales concentraciones humanas dan lugar, desgraciadamente, al deterioro visual y de las condiciones de salubridad de muchas de esas zonas costeras. ¿Hay que aceptar esto como una consecuencia lógica del mayor volumen de población que pasa por éstas  o por otros entornos naturales? Ya que, no sólo se habla de playa, sino de cualquier lugar natural al que se decida acudir durante el período vacacional. Si el deseo es disfrutar, HAGÁMOSLO, pero con conciencia

Hay una serie de recomendaciones simples que, de seguirlas, permitirán que todos seamos felices y siempre podamos deleitarnos con la belleza de cada paraje por el que pasamos. Entre otras medidas, se aconseja no arrojar residuos fuera de los contenedores y papeleras habilitadas; no recoger plantas, animales o rocas; circular únicamente por senderos y caminos establecidos; y ser discretos y no demasiado ruidosos para mantener la calidad ambiental del entorno. 

Otro tema de especial importancia durante los meses más cálidos del año reside en el aumento del riesgo de incendios, y no precisamente por la subida de las temperaturas per se, sino por la acción del hombre. Y esto se agrava, dada la sequedad de la vegetación durante esta estación, lo cual incrementa la posibilidad de que aparezcan grandes fuegos y se propaguen rápidamente. Por tanto, es imprescindible evitar encender hogueras, sobre todo en zonas boscosas o con vegetación circundante. Y, de encender fuego, ha de hacerse solamente en áreas habilitadas específicamente para ello. Por supuesto, hay que apagar la hoguera completamente, para lo que se recomienda hacerlo una hora antes de marcharnos. 

Y para aquellas personas fumadoras, hay que ser conscientes de que el simple hecho de arrojar una colilla en un medio natural, aunque se piense que está apagada, puede conllevar un error fatal que desencadene un desastre natural. 

En cuanto al comportamiento que se ha de adoptar en caso de observar algún foco de incendio, no se debe olvidar llamar al 112 de inmediato, para que las organizaciones involucradas pongan freno al incidente y eviten una catástrofe mayor. 

Con todo, una gran verdad es que el cuidado del medio ambiente no está reñido con el disfrute de unas fantásticas vacaciones, sino todo lo contrario. Por ello hay que recordar que, precisamente porque nos gusta el ocio de naturaleza, TODOS hemos de cuidar el medio que nos permite ser felices

Sobre Línea Verde

Este proyecto de participación ciudadana, enmarcado dentro de la línea de Smart Cities, inició su andadura en el año 2009 y ya está implantado en más de 300 municipios en todo el territorio nacional. Este sistema permite que los ciudadanos comuniquen fácilmente a su ayuntamiento todo tipo de incidencias de la vía pública de su municipio a través de una App o del portal web. Y son ya más de 2.000 las incidencias semanales que llegan a los distintos ayuntamientos a través de Línea Verde.

Además, los habitantes de cada municipio cuentan con un servicio de consultoría medioambiental mediante el que los expertos de Línea Verde responden a sus dudas.

El objetivo de los profesionales de Línea Verde es seguir expandiéndose para poder ayudar cada vez a más equipos de gobierno en la gestión de su ayuntamiento. Y es que entre ayuntamientos y ciudadanos, cada municipio puede estar cuidado y limpio y ser un entorno seguro y agradable para todos sus habitantes.

Así pues, los expertos de Línea Verde se ponen a disposición de todos los municipios de España para informar, sin ningún tipo de compromiso, acerca del funcionamiento y los beneficios que tienen sus servicios. Para ello sólo tienen que enviar un mail a la dirección info@lineaverdemunicipal.com o llamar al número de teléfono 916 308 073.