A través de este trabajo han creado un protocolo, un método integral, basado en los Sistemas de Información Geográfica (SIG) para cuantificar la capacidad de uso público de este tipo de espacios naturales bajo protección.

La experiencia piloto la han llevado a cabo en los senderos del Parque Natural de la Sierra de las Nieves, en Málaga, y, los primeros resultados revelan que, actualmente, la presencia de senderistas, cifrada en 10.000 visitantes anuales en los puntos de mayor afluencia, no repercute en una pérdida de biodiversidad.

Metodología

Este grupo de investigación vuelca en un sistema informático la información real de los senderos a escalas muy detalladas; los datos de estacionalidad de los visitantes y la cantidad de carga; la vegetación existente, las características paisajísticas técnicas… etc. Todo eso se somete a unos procedimientos estadísticos que dan la relación entre número de senderistas y estado del entorno para medir el deterioro y la capacidad de carga física de éste.

Simultáneamente a estos trabajos se han realizado otros de corte socioeconómico, realizados a través de encuestas y entrevistas a los senderistas y a los agentes sociales de los municipios que integran el Parque Natural. Con ellos se analizan la relación entre senderismo y tejido socio-productivo rural”.

Con todos estos elementos, el equipo de investigación ha realizado una descripción integral de la situación del Parque Natural Sierra de las Nieves, y su capacidad que servirá a los responsables públicos para gestionar de una manera más eficiente y beneficiosa las posibilidades que ofrece un espacio protegido sin perderlo.

Nuevas líneas de investigación

“Nos gustaría llegar a un acuerdo con la Junta de Andalucía para que se aplicaran estos protocolos a otros parques naturales de Andalucía”, afirma la profesora Gómez, ya que “en España, no hay instrumentos tan completos que permitan conocer la capacidad de uso público de los espacios protegidos".

De momento, lo que sí han sacado en claro de esta investigación, además de los resultados mencionados, han sido nuevas líneas de investigación en las que trabajar, como es el caso de la protección de senderos.

Los investigadores malagueños ya han presentado parte de los resultados de su trabajo en conferencias y congresos internacionales como la Conferencia Internacional "El Conocimiento como valor Diferencial de los Destinos Turísticos", el "IV Seminario Internacional sobre Senderismo y Territorio en Europa", o el "II Congreso Internacional de Paisaje e Infraestructuras".



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de