Teresa Ribera ha hecho estas declaraciones en la clausura de la Jornada organizada por el MARM para divulgar las nuevas oportunidades que ofrece el sistema de ecogestión y ecoauditoría EMAS III, un Reglamento que pertenece a la categoría de normativa denominada "de nuevo enfoque" cuyo cumplimiento o adhesión e voluntario para las empresas y las organizaciones.

Certificación EMAS al Complejo España

En el marco de esta Jornada, Teresa Ribera ha hecho entrega de una placa de reconocimiento a la empresa Eaton Power Quality S.L.U, ubicada en Derio (Vizcaya), por ser la primera en registrarse y recibir la certificación EMAS, en 1997, al poco tiempo de ser operativo el citado Registro.

El pasado 17 de mayo España se convirtió en el primer estado miembro de la Unión Europea que obtiene la certificación que premia la buena gestión y auditoría ambiental al recibir la certificación EMAS al "Complejo España" en Bruselas. Desde el MARM se está trabajando para que el complejo de Nuevos Ministerios tenga también esta certificación.

Ribera ha destacado que España ha sido pionera con diversas iniciativas que han cuajado posteriormente en el Reglamento, como fueron los proyectos piloto en el sector servicios o la normativa nacional ventajosa para las organizaciones registradas. Entre estas normas ha resaltado la Ley para la Prevención y Control Integrados de la Contaminación, la Ley de Responsabilidad Medioambiental, la Ley de Calidad del Aire y Protección de la Atmósfera, que fomentan la implantación de sistemas de gestión y auditorías medioambientales y la propia Ley de Contratos del Sector Público que incorpora la acreditación del cumplimiento de las normas de gestión ambiental.

Reglamento EMAS

La Secretaria de Estado ha recordado que las organizaciones españolas están en los primeros puestos en cuanto a la demostración de su buen comportamiento ambiental y por ello desde hace años somos el segundo Estado Miembro, después de Alemania, en número de empresas registradas en EMAS con más de 1.200 organizaciones adheridas al Sistema y una tendencia positiva.

El Reglamento EMAS se publicó por primera vez en 1993 y ha sido revisado en dos ocasiones. Su objetivo es la mejora continua de las actividades, productos y servicios de las empresas respecto al medio ambiente, mediante la aplicación de políticas, sistemas y programas de gestión ambiental, la participación de los trabajadores y la difusión pública de todo ello, mediante una declaración medioambiental validada por un verificador medioambiental acreditado. El EMAS está abierto a la participación de todo tipo de organizaciones comunitarias y extracomunitarias.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de