Anillamiento

El consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Fiscal, participó el fin de semana pasado junto a unos 250 voluntarios en el anillamiento de pollos de flamenco del Paraje Natural Marismas del Odiel. Este año, este espacio es el único en el que se desarrolla esta actividad en Andalucía. En total se han anillado 407 pollos de los 1.712 que han nacido en este espacio, un procedimiento que permite el seguimiento y estudio de estas aves.

El consejero ha agradecido a los 250 voluntarios e integrantes de instituciones que han participado el  meticuloso y extraordinario trabajo que se desarrolla en todo el proceso para propiciar que se pueda disponer de unos datos fiables para el estudio científico del flamenco que anida en Andalucía.

José Fiscal ha recalcado que la actividad medioambiental coincide, además, con el 30 aniversario del Programa de Anillamientos de Flamencos en Andalucía. Hace 30 años que los primeros pollos fueron marcados para poder seguir sus rutas y valorar su situación sanitaria. Fue en la Reserva Natural Laguna de Fuente de Piedra, el humedal de Antequera, en la provincia de Málaga, en 1986. 

En estos treinta años de programa se ha anillado un total de 22.234 pollos de flamenco en la propia Laguna de Fuente de Peidra (17.778 pollos), en Marismas del Odiel (3.185), y en Doñana (1.272). Más de 14.000 personas han participado en estas tres décadas en una actividad que repercute positivamente en el conocimiento y la conservación de los flamencos y humedales andaluces; y al tiempo se ha convertido en una de las mayores acciones de carácter social y de concienciación ciudadana con respecto al medio natural andaluz.

El titular de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha destacado que la operación de anillamiento, además de marcar los pollos, es una oportunidad única para que investigadores de la Estación Biológica de Doñana – CSIC puedan tomar muestras biológicas de las aves (sangre, heces, parásitos, plumas, etc,) para distintos proyectos de investigación, que de otra manera sería imposible o especialmente difícil llevar a cabo. Además, el anillamiento de flamencos, es una actividad de voluntariado ambiental y que permite la participación de la población colindante a los espacios naturales donde se realiza esta actividad.

La colonia de cría de flamencos en Marismas del Odiel está establecida en el muro que separa las balsas E-11 y E-12 de las Salinas, con una estimación de 3.000 parejas reproductoras. El número de pollos se estima en 1.700, si bien el número exacto se conocerá cuando se realice un censo aéreo.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de