PIXABAY

La década actual representará la base fundamental para el progreso de Europa hacia el «cero neto» para mediados de siglo. A medida que la región se alinea para cumplir un objetivo de reducción de emisiones del 55% para 2030, las energías renovables ocupan un lugar central.

Hasta mediados de la década de 2020, aproximadamente el 70% de la actividad de desarrollo eólico y solar estará respaldada por subastas. Sin embargo, los datos de toda la región destacan que la dinámica a nivel de mercado está dando forma al enfoque de los posibles desarrolladores. Como tal, las subastas por sí solas no serán suficientes para ofrecer la capacidad que tanto se necesita, según Wood Mackenzie.

Peter Osbaldstone, director de investigación de Wood Mackenzie, dijo: “Debe cuestionarse la suposición de que cada mecanismo de subasta entregará su cuota completa de capacidad, promoviendo altos niveles de competencia entre postores y dando como resultado precios más atractivos que las rondas anteriores”.

El análisis de Wood Mackenzie de las subastas de energía eólica terrestre en Europa muestra que después de las fuertes caídas iniciales, los resultados de los precios se han mantenido relativamente estables durante los últimos tres años. La dinámica varía de un mercado a otro, pero ahora se observa una suscripción insuficiente en las subastas alemanas, francesas e italianas debido a los formidables cuellos de botella en la planificación, lo que mantiene los precios promedio planos.

Según Osbaldstone, la introducción de políticas para agilizar el proceso de obtención de permisos y reducir el riesgo de la entrega del proyecto puede revertir esta tendencia, impulsar la competencia y hacer bajar los precios, como se ha visto recientemente en Grecia.

Energías renovables

Rory McCarthy, analista principal de Wood Mackenzie, dijo: “Estas son las realidades del sector de energía renovable cada vez más maduro de Europa. Este es un cambio esperado y nuestro análisis continúa identificando otras tendencias notables en la transición del sector, como el impacto material en los precios de la energía de pasar a sistemas basados ​​principalmente en energías renovables variables”.

A medida que la producción de energía eólica y solar continúa representando una proporción cada vez mayor del suministro de energía general, esas fuentes enfrentan un riesgo creciente de canibalizar su propio valor en los mercados. Como resultado, se ampliará el descuento entre los precios medios del mercado y los precios de captura de la energía renovable.

El alcance de la canibalización que sufren los generadores eólicos y solares en los mercados de descarbonización dependerá de varios factores, incluido el tipo y concentración de tecnología, la capacidad de la red y las condiciones de demanda de energía.

La diversidad de la cartera, considerando tanto las tecnologías renovables como otras opciones de flexibilidad, como el almacenamiento en baterías, puede mitigar la amenaza de canibalización. Los sistemas de energía deben adaptarse a medida que desciende la intensidad de carbono de la electricidad.

En 2020, los precios de la energía tendieron a cero cuando las energías renovables variables alcanzaron el 60% del suministro o más en la mayoría de los mercados europeos clave, lo que indica una falta de flexibilidad. En otras palabras, la capacidad de almacenar, trasladar o exportar grandes cantidades de electricidad de costo marginal cero a áreas o momentos donde se necesita más.

Los mercados están cambiando

Sin embargo, los mercados están cambiando. El modelo de energía de Wood Mackenzie revela que para 2040, los precios de la energía en esos mismos países no caerán a cero hasta que las energías renovables variables alcancen el 110% de la oferta o más.

Este cambio está habilitado por la creciente flota de flexibilidad. La energía se almacena y exporta en horas de bajo precio mediante una base de activos creciente de almacenamiento e interconectores, lo que reduce la cantidad de energía de bajo costo o «gratuita» en el mercado de energía mayorista.

McCarthy añadió: “No se debe suponer que una mayor proporción de energías renovables siempre resultará en un aumento de horas con precio cero o negativo y una creciente inestabilidad en los mercados de energía. Una mayor flexibilidad jugará un papel clave para facilitar el cambio, pero la escala y la velocidad de esta construcción aún son muy inciertas, con signos de interrogación y brechas en las políticas sobre cómo se llevará al mercado esta flexibilidad tan necesaria”.

Fuente: José A. Roca / El Periódico de la Energía,

Artículo de referencia: https://elperiodicodelaenergia.com/las-subastas-de-energias-renovables-no-son-una-formula-magica-para-la-descarbonizacion-de-europa/,



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de