Un informe elaborado por ONU-Energía en conjunto con un conjunto de compañías de electricidad líderes en su sector sostiene que los gobiernos deben fijar sus objetivos nacionales de desarrollo de energía tomando en cuenta la participación del sector privado.

Del mismo modo, subraya la importancia de que los proyectos de energía elijan tecnologías apropiadas a las condiciones locales y se acojan a políticas de largo plazo que permitan amortizar las inversiones y generar ganancias a quienes inviertan en tecnologías bajas en emisiones de carbono.

ONU-Energía también destaca la importancia de asignar fondos a la investigación, desarrollo e instalación de redes de electricidad que impulsen la actividad económica y el bienestar de las comunidades.

El informe cita como ejemplo de proyectos viables la estación hidroeléctrica de 86 kilovatios que se construye en la Patagonia argentina y que surtirá a Cochico y Chorriaca, dos comunidades rurales aisladas de esa región.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de