Coche eléctrico

Investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts, en Cambridge, EEUU han desarrollado unas pilas menos tóxicas y más eficientes, que podrían tener importantes aplicaciones en la implantación de los vehículos híbridos y en la mayor portabilidad de ordenadores y otros aparatos electrónicos portátiles.

¿Cómo se diseñan y actúan los virus?

Han desarrollado baterías de litio más respetuosas con el medio ambiente, manipulando genéticamente un virus común que han incorporado gracias a la nanotecnología a los cátodos de una pila.

Los virus modificados fueron diseñados para producir fosfato de hierro amorfo junto a su superficie. Este material es conductor de la electricidad, por lo que las baterías que lo incorporan generan su energía más rapidamente.
Los extremos finales de los virus se diseñaron para que se unieran con los nanotubos de carbono, que formaron una estructura en red que aumentó la conductividad eléctrica en las baterías.

Se observó que los virus manipulados con la afinidad más fuerte con los nanotubos de carbono, permitían tasas de carga y descarga del fosfato de hierro comparables con las que se emplean en las bacterias actuales, que son más tóxicas y costosas.

La nueva tecnología

Los investigadores aseguran que la nueva tecnología no es tóxica y que están llamadas a dar la energía eléctrica a los coches híbridos que se comercializarán a lo largo de los próximos años en todo el planeta, La capacidad de recarga iguala a las actuales.
La investigación y sus resultados se publican hoy en la revista Science, aunque el presidente Obama ya ha tenido el privilegio de verlo con sus propios ojos en la Casa Blanca el pasado día 23 de Marzo.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de