El acuerdo se queda a medio camino entre el 27% que pedían inicialmente los países y el 35% que reclamaba la Eurocámara para cumplir con los objetivos europeos del Acuerdo de París contra el cambio climático.

“¡Acuerdo! Nuevo 32% de objetivo de renovables para 2030. Las renovables son buenas para Europa y hoy Europa es buena para las renovables”, declaró en la red social Twitter el comisario europeo de Energía y Acción climática, el español Miguel Arias Cañete.

El objetivo alcanzado llega después de que países como España o Italia, con nuevos gobiernos, abogaran el lunes en un Consejo de ministros europeos de Energía en Luxemburgo por una ambición más elevada que la inicialmente prevista entre los países.

Insuficiente para Amigos de la Tierra

Héctor de Prado, responsable de clima y energía de Amigos de la Tierra ha dicho que “mientras otras regiones del mundo apuestan decididamente por un futuro renovables para sus ciudadanos, Europa sigue sin hacer los deberes. Si queremos dar señales de liderazgo climático a nivel global, hay que empezar por cambiar nuestra concepción sobre la energía. En este sentido, celebramos que finalmente los decisores hayan empezado a allanar el camino que permitirá a la ciudadanía aportar su granito de arena a la transformación total del sistema para mediados de siglo”.

En cuanto a la nueva directiva de Eficiencia energética para 2030, las tres partes no llegaron a ningún acuerdo, y se espera que a lo largo del mes de junio se lleve a cabo una nueva sesión de negociación, posiblemente la última. Asimismo, habrá nuevas sesiones destinadas a resolver las futuras normas del mercado de la electricidad, por lo que se espera que también haya nuevas oportunidades para reducir la contaminación mediante la eliminación de las plantas de generación de electricidad más sucias.