España es el país europeo que más proyectos de construcción sostenible ha presentado al II Concurso Mundial, convocado por el proveedor de cementos y hormigón Holcim. A nivel global, el país ocupa el quinto lugar en el ránking, por detrás de Estados Unidos, Brasil, India y China, lo que refleja el creciente interés por la innovación y la conservación ecológica por parte de los arquitectos e ingenieros españoles.

Alrededor del 70 por ciento de la población mundial vivirá en ciudades para el año 2030. Ante este panorama, la Holcim Foundation for Sustainable Construction, con sede en Suiza, entrega unos premios “únicos en su género”, y con una dotación de dos millones de dólares, a aquellas iniciativas basadas en la sostenibilidad económica, social y ambiental, según ha explicado hoy en rueda de prensa su consejero delegado en España, Saverio Bachini.

La segunda edición del concurso, abierta hasta el pasado 29 de febrero, ha contado con la participación de cerca de 5.000 proyectos en todo el mundo, de los que 107 son españoles. Entre los aspectos que defenderán los profesionales, figuran la innovación y su capacidad de aplicación, la calidad ecológica y la conservación de la energía, así como la viabilidad económica del proyecto y su integración en el entorno físico y cultural que la rodea. “Poco nos sirve si no se puede aplicar de forma rápida y eficaz”, indicó Bachini, quien defendió que la simplicidad de la obra arquitectónica no está reñida con que “sea agradable”.

Estos galardones buscan potenciar el uso eficiente de los recursos naturales, la reducción de las emisiones de C02 a la atmósfera, pero también mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, garantizando, por ejemplo, el acceso de agua potable y luz. Tales objetivos se ponen en evidencia en el amplio abanico de construcciones presentadas en la actual edición y también en la anterior.

Bachini, quien no quiso adelantar las prestaciones que caracterizan a las obras de esta edición, sí recordó la diversidad de los premiados en la gala anterior celebrada en Tailandia. Entre ellos, el Holcim Awards “Oro” recayó sobre una “supermoderna e hipertecnológica” estación central de tren en Stuttgart (Alemania), y también sobre la rehabilitación de unas favelas en Caracas (Venezuela).

Los proyectos ganadores de la ronda europea se entregarán el próximo jueves en el CaixaForum de Madrid, donde se prevé la asistencia de unas 300 personas, entre las que habrá reconocidos arquitectos europeos, además de autoridades y personalidades relacionadas con el medio ambiente.

En la ceremonia, presentada por la periodista de Tele 5, Ángeles Blanco, intervendrán, entre otros, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre y el ex presidente del Congreso de los Diputados, Manuel Marín, además de representantes de Holcim. Los finalistas competirán en la convocatoria mundial que tendrá lugar en 2009, y que se celebra cada tres años.

RECONOCER EL ESPÍRITU EMPRENDEROR

La compañía, presente en más de 70 países, también pone en marcha otra serie de actividades con el fin de promover las buenas prácticas medioambientales, combinándolas con el desarrollo económico y la responsabilidad social. En concreto, dedica una categoría a los arquitectos menores de 35 años, denominada “Next Generation”, para “apoyar desde el inicio la carrera de los jóvenes”.

Además, organiza cada tres años un “forum”, donde arquitectos, sociólogos, urbanistas y políticos reflexionan sobre la construcción sostenible. El último tuvo lugar en Shangai, y además Holcim celebró, en el mes de noviembre, un congreso en Sevilla donde reunió a más de 500 expertos de diversos sectores, para estudiar los nuevos retos que plantea la construcción sostenible.

Por otra parte, Holcim, con unas ventas netas de 15.170 millones de euros y más de 90.000 empleados, financia proyectos que de otra manera “no se podrían realizar”, según concluyó el Director de Desarrollo Sostenible, Manuel Soriano.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de