El Consejo de Ministros ha autorizado al Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) a suscribir los contratos de suministro, reparto y distribución de 21,96 millones de lámparas de bajo consumo (LBC).

Mentalizar a los españoles para el ahorro de energía

La finalidad es mentalizar a los españoles de la necesidad de llevar a nuestros hábitos cotidianos pautas de ahorro de energía.

La autorización acordada, desarrolla una de las medidas del Plan de Activación del Ahorro y la Eficiencia Energética 2008-2011 aprobado por el Consejo de Ministros, en su reunión del pasado agosto.

El reparto gratuito de las bombillas será a través de vales de regalo en la factura de la luz, a razón de 1 bombilla de bajo consumo por cada hogar en 2009 y otra en 2010.

Una lámpara de bajo consumo ahorra unos 100 € durante su vida útil, ya que consume un 80% menos de energía para producir la misma cantidad de luz; se estima que su duración es entre 6 y 8 veces más larga que la de las bombillas incandescentes de hoy.

La medida se adelanta al calendario propuesto por la Unión Europea para sustituir las bombillas actuales por lámparas de bajo consumo, que tenía fecha para septiembre de 2009. Las últimas bombillas tradicionales dejarán de comercializarse el 1 de septiembre del 2012, según el acuerdo adoptado por los Veintisiete en el comité regulador.

La medida tiene como principal objetivo reducir el consumo eléctrico por parte de los hogares y las empresas, dentro del plan europeo de lucha contra el cambio climático, que incluye la reducción del 20% en consumo energético en el horizonte del año 2020.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de