Esta iniciativa se enmarca en el proyecto europeo REMake, puesto en marcha simultáneamente por los gobiernos de 4 países y 2 regiones europeas, (Alemania, Francia, Italia, Reino Unido, Navarra y Comunidad Valenciana) con el objetivo de impulsar en los procesos industriales el uso de materiales reciclados o renovables y las prácticas de gestión que fomenten la eco-eficiencia.

En total, se concederán 25 bonos de innovación ecológica a Pymes de la Comunidad Valenciana por un valor máximo de 10.000 euros cada uno, de los que la conselleria de Industria, Comercio e Innovación aportará el 50% y el resto lo aportará la Comisión Europea a través del Programa Marco de Innovación y Competitividad.

Estas ayudas están destinadas a Pymes de áreas dedicadas a productos metálicos, plásticos, de tratamientos de superficies, industria mecánica y equipos electrónicos y eléctricos.

Este bono permitirá a las empresas aprovechar el potencial que ofrece el reciclado y la eficiencia en la utilización de los recursos de una forma más sencilla y a medida. Con el apoyo de los expertos de REMake, las empresas pueden evaluar su potencial de ahorro y descubrir, de una forma sencilla y práctica, cómo adoptar medidas de eficiencia en el uso de los materiales para incrementar su rentabilidad

La directora general de Industria e Innovación, Julia Climent, ha destacado "la apuesta del Consell por poner en marcha medidas innovadoras que favorezcan soluciones medioambientales que redunden en la competitividad empresarial a través de la reducción de costes y desarrollo de nuevos negocios en un marco de respeto por el entorno".

Climent ha apuntado que "la Comunidad Valenciana es una de las regiones referentes en Europa en el respeto por el medio ambiente y la apuesta por buscar soluciones innovadoras en nuestras empresas que mejoren su posicionamiento mundial".



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de