Algunas especies están tan amenazadas que corren el riesgo de extinguirse en todo el mundo y se han incluido ahora en la última lista roja actualizada de especies amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

El Comisario de Medio Ambiente de la UE, Janez Potočnik, ha declarado que "el futuro de la naturaleza es el nuestro y, si peligra, peligraremos también. Así, cuando una lista roja como esta enciende las alarmas, las consecuencias para nuestros ecosistemas y nuestro propio futuro están claras. Se trata de un declive preocupante".

Jane Smart, directora del Grupo de Conservación de la Biodiversidad de la UICN, ha declarado lo siguiente: "Al hablar de especies en peligro, la gente tiende a pensar en criaturas más grandes y carismáticas como los osos panda o los tigres, pero no  debemos olvidar que las pequeñas especies de nuestro planeta son igual de importantes y que también necesitan medidas de protección. Las mariposas, por ejemplo,  desempeñan un papel fundamental en extremo como polinizadoras en los ecosistemas donde viven".

Las especies europeas de mariposa en declive

Los estudios revelan que casi un tercio de las 435 especies de mariposas de Europa tiene poblaciones en declive y el 9 % corre peligro de extinción. La mariposa Pieris wollastoni de la isla de Madera está en peligro crítico y podría haberse extinguido, puesto que nadie la ha visto en esa isla desde hace veinte años como mínimo, además un tercio de las mariposas de Europa (142 especies) no se encuentra en ninguna otra parte del mundo, y 22 de estas especies endémicas (15 %) corre peligro de desaparición mundial.

Escarabajos y libélulas también en peligro

Esta es la primera vez que la UICN ha evaluado los escarabajos saproxílicos, que viven de la madera en descomposición y desempeñan un papel esencial en el reciclado de los nutrientes. Un tercio de las 431 especies evaluadas solo se encuentra en Europa. Casi el 11 % corre el peligro de extinguirse en el continente y el 7 % puede desaparecer en todo el mundo. Otro 13 %  se considera casi amenazado en Europa. Los principales peligros a largo plazo para estos escarabajos son las pérdidas de hábitats debido a la tala y a la reducción del número de árboles adultos.

Las libélulas viven en toda Europa, aunque sobre todo en la Francia meridional, las faldas de los Alpes y zonas de la Península Balcánica. El 14 % de las 130 especies de libélula evaluadas corre peligro; cinco de ellas se encuentran amenazadas de extinción en todo el mundo. Otro 11 % se considera casi amenazado en Europa.

Como las mariposas, la mayoría de las especies en peligro vive solo en las regiones meridionales de Europa. Los veranos cada vez más cálidos y secos combinados con una mayor extracción de agua para beber y regar hacen secarse los humedales donde viven las libélulas.

Tres de las especies de libélulas más amenazadas de Europa son endémicas en los arroyos y riachuelos de Grecia y sus países vecinos, como Albania, Bulgaria y Turquía. Si no se toma ninguna medida, especies como la libélula Pyrrhosoma elisabethae podrían extinguirse en los primeros cincuenta años de este siglo.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de