Parque Nacional Archipiélago Juan Fernández

Para proteger la biodiversidad de la Reserva de la Biosfera y Parque Nacional Archipiélago Juan Fernández, la Corporación Nacional Forestal (CONAF) aprobó la resolución inédita en el país que busca evitar el ingreso de organismos con potencial invasor que puedan afectar a las especies de flora y fauna únicas en el mundo que allí habitan, algunas de ellas en peligro de extinción. La resolución “Reglamento sobre el control de ingreso de Especies Exóticas Invasoras al Parque Nacional Archipiélago Juan Fernández”, se suma a otras acciones que buscan proteger el patrimonio natural del país (ver recuadro).

Desde septiembre de 2014 opera en el archipiélago un sistema formal de inspección entre las islas que busca evitar el ingreso de especies invasoras, consideradas la segunda causa de extinción de especies en el mundo. Sin embargo, hasta ahora, este sistema implementado de manera conjunta por CONAF, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), la Municipalidad de Juan Fernández, Carabineros, la Armada de Chile, y el Ministerio del Medio Ambiente (MMA) a través de su Proyecto GEF Especies Exóticas Invasoras (EEI), ha funcionado de manera voluntaria.

“Afortunadamente, la comunidad ha respondido muy bien a este requerimiento, pero faltaba una normativa que le diera legalidad al proceso para asegurar su continuidad. Juan Fernández es nuestra Galápagos chilena, y como tal, debemos protegerla. Esta resolución viene a coronar el trabajo intersectorial que muchas instituciones venimos desarrollando hace dos años”, comenta Fernando Baeriswyl, coordinador del Proyecto GEF/MMA/PNUD de Especies Exóticas Invasoras.

Por su parte, Aarón Cavieres Cancino, director ejecutivo de CONAF, sostuvo que “con esta medida, hemos podido demostrar a la comunidad continental la importancia de mantener al parque nacional y reserva de la biósfera libres de especies invasoras exóticas, que perjudican al frágil ecosistema del archipiélago. Hemos instaurado esta instancia de diálogo, además, como una oportunidad de educación ambiental, con la que podemos concientizar a la población sobre las particulares y únicas condiciones de estas islas, uno de los lugares de más alto endemismo del planeta”.

“Como Naciones Unidas, vemos en esta normativa un gran avance, pues Chile se ha comprometido, a través de la Convención de Biodiversidad Biológica, a impedir que se introduzcan especies invasoras, y a controlar o erradicar aquellas que signifiquen una amenaza para el patrimonio natural del país”, señala Ignacia Holmes, oficial de medio ambiente y energía del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de