Varias universidades suecas hace cuatro años descubrieron en el mar Báltico una nueva especie de alga. Una macroalga marrón que fue denominada Fucus Radicans.

En concreto, esta nueva macroalaga marrón no surgió hasta hace unos 2.500 años como se creía, sino que su aparición ha sido mucho más rápida, aproximadamente unos 400 años. Un tiempo muy corto desde el punto de vista evolutivo y  su antepasado cercano es el Fucus Vesiculosus. 

"Estamos trabajando en entender cómo se formó esta especie. Fucus Radicans es muy común en el golfo de Botnia (norte del Báltico) y queremos entender su significación para el ecosistema", declaró Ricardo Pereyra, investigador de Ecología Marina de la Universidad de Gotemburgo.

Este descubrimiento muestra que es posible y excepcional la evolución en cortos periodos y adquiere mayor importancia por el lugar donde ha ocurrido. El mar Báltico es un mar joven y pobre en diversidad.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de