¿Cuáles son los países europeos con más áreas marinas protegidas?

España es en la actualidad el segundo país europeo con más superficie marina protegida, con un total de 84.400 kilómetros cuadrados -que suponen casi una cuarta parte de la superficie marina que la Unión Europea tiene incluida en la red Natura 2000-, según indica la última revisión del Barómetro de la red Natura 2000, un informe publicado por la Unión Europea con datos actualizados en febrero de 2017.

En este informe se indica que el país con más superficie marina protegida es el Reino Unido, con 87.164 kilómetros cuadrados (una parte de los cuales corresponden a zonas marinas alejadas del continente europeo).

La red Natura 2000 es el principal instrumento para la conservación de la biodiversidad de la UE, incluye más de 27.000 espacios naturales con un alto valor ecológico aunque no procura el establecimientos de “santuarios” naturales sino que parte de que esos lugares han sido intervenidos durante siglos por el hombre y la riqueza biológica que albergan es fruto de esa interacción entre el hombre y la naturaleza.

La Unión Europea (28) suma más de un millón de kilómetros cuadrados amparados por esa figura de protección, de los cuales 395.500 pertenecen a los mares y océanos que bañan las costas europeas. Los países con más superficie marina protegida son, además del Reino Unido y España, Francia (27.899 kilómetros cuadrados), Portugal (24.101), Alemania (20.938) y Suecia (20.160 kilómetros cuadrados).

La actualización del Barómetro de la Red Natura 2000 indica que España sigue siendo el país de la Unión Europea con más superficie (terrestre y marina) incluida en Natura 2000, ya que suma 222.276 kilómetros cuadrados, lo que representa el 27,3% de la superficie del país. Esa superficie protegida en España, que se extiende por un total de 1.863 espacios catalogados como Natura 2000, prácticamente duplica la del segundo país con más territorio protegido, Francia (con 112.200 kilómetros cuadrados).

Natura 2000 cumple en 2017 sus 25 años de existencia, y se sustenta sobre las dos directivas de naturaleza más importantes de la UE: la de Hábitats -que regula la designación de Lugares de Importancia Comunitaria- y la de Aves -que regula la designación de Zonas de Especial Protección para las Aves-.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de