El Convenio establece el cauce de colaboración mediante el cual se va a llevar a cabo, el depósito de dosis seminales, embriones u ovocitos de animales de la Raza Manchega, tanto en su variedad negra en peligro de extinción, como de la blanca, en el Banco de Germoplasma Animal ubicado en el Centro de Selección y Reproducción Animal (CENSYRA) de Colmenar Viejo. Estas instalaciones, del Instituto Madrileño de Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario (IMIDRA), dependen de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio.

El material reproductivo se encuentra almacenado en el Centro Regional de Selección y Reproducción Animal de Valdepeñas (CERSYRA), perteneciente a la Junta de Castilla La Mancha, que ejerce un papel clave en el desarrollo del Programa de Mejora Genética de la Raza Ovina Manchega y de cuya ejecución y coordinación se ocupa la Asociación de Criadores de Ganado Ovino Manchega. Esta raza ovina, una de las más emblemáticas de nuestro país, contaba a finales de 2012, con un censo de 203.000 cabezas inscritas en su libro genealógico, de las cuales 4.209 son de variedad negra.

“Copia de seguridad” del material reproductivo

A través del depósito regulado en el convenio, se establece una “copia de seguridad del material reproductivo” que actualmente se almacena en el CERSYRA de Valdepeñas. Esta dualidad, garantizara que se pueda recuperar completamente cualquiera de las variedades de la raza, incluso en el caso hipotético de que su banco de germoplasma de origen desapareciera.
 
El Ministerio de Agricultura da respuesta a las recientes recomendaciones que desde organismos internacionales, como la FAO, se realizan para fortalecer la conservación de los recursos zoogenéticos y se afianzan los compromisos adquiridos dentro del marco del Convenio para la Diversidad Biológica y la Declaración de Interlaken.

Banco de germoplasma animal

El Banco de Germoplasma Animal, a través del depósito y custodia de material genético regulado por convenios como este, tiene como objeto constituir una colección permanente y cerrada de material reproductivo de todas nuestras razas autóctonas. Actúa como elemento de seguridad ante una pérdida de variabilidad genética e, incluso, en caso de su extinción.
 
Actúa como un elemento estratégico dentro del Programa Nacional de Conservación, Mejora y Fomento de las Razas Ganaderas y de las actuaciones de preservación de nuestro amplio patrimonio ganadero, que hace que nuestro país sea una de las principales reservas de recursos zoogenéticos a nivel europeo y mundial.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de