Biodiversidad y políticas de desarrollo

Tras dos semanas de negociaciones, concluyeron los trabajos de la 13 Conferencia de las Naciones Unidas sobre Biodiversidad (COP13) en Cancún, Quintana Roo. Los países parte acordaron una hoja de ruta para la integración de la biodiversidad en los sectores agrícola, pesquero, forestal y turístico a fin de alcanzar las Metas de Aichi en materia de biodiversidad y avanzar en la Agenda 2030 sobre Desarrollo Sostenible.

Como resultado de la Declaración de Cancún, el plan de acción promoverá políticas intersectoriales encaminadas a reducir y revertir la pérdida de diversidad mediante una gestión integral de paisajes marinos y terrestres, y de prácticas sostenibles que contribuyan a recuperar la salud de los ecosistemas.

A nombre del gobierno de México y del presidente Enrique Peña Nieto, el secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Rafael Pacchiano Alamán, agradeció a los países participantes su compromiso y esfuerzo para alcanzar acuerdos en favor de la conservación de la biodiversidad y de su uso sustentable. El funcionario mexicano también los exhortó a mantener viva la voluntad política de luchar en contra de la pérdida de biodiversidad en el planeta.

“Gracias a su trabajo hemos logrado que la biodiversidad se coloque en el corazón de las políticas, legislación y planes de un gran número de gobiernos tanto nacionales como subnacionales. Por primera vez en la historia del Convenio de Diversidad Biológica, el CDB, sectores fuera del ambiental se reunieron en un encuentro ministerial de alto nivel y definieron acciones para integrar la conservación y el uso sustentable de la biodiversidad en sus actividades productivas, señaló en su mensaje de clausura el funcionario mexicano.

Destacó que la COP13 tuvo el gran reto de reunir por primera vez a los protocolos del CDB: la COP13, la COP-MOP8 del Protocolo de Cartagena y COP-MOP2 del Protocolo de Nagoya. Durante el evento de clausura de la COP13, representantes de diversos países destacaron en sus intervenciones su respaldo a la Declaración de Cancún como una “base sólida” para la implementación del CDB.

Elizabeth Mrema, directora de la División de Derecho Ambiental del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) informó que en la COP13 se adoptaron 37 decisiones para la aplicación del CDB, 20 para el Protocolo de Cartagena y 15 para el de Nagoya. En total, las tres reuniones simultáneas dieron lugar a 72 decisiones sobre temas de gran relevancia como la integración de la biodiversidad en actividades productivas y de servicios como polinizadores y seguridad alimentaria, protección de ecosistemas y especies en riesgo, contaminación marina y el cambio climático, entre otras.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de