Este sector de la plataforma continental se caracteriza por la presencia de una estructura diapírica, unas estructuras muy características del margen continental atlántico del sur peninsular y que están generadas por materiales de baja densidad -salinos o arcillososque tienden a ascender hacia superficie y que en ocasiones pueden estar relacionados también con la migración de gases.

Esta es la segunda campaña oceanográfica del Proyecto de Excelencia Científica de la Junta de Andalucía titulado “Presencia de metano y gases hidratados en el margen continental del Golfo de Cádiz: estructuras submarinas derivadas y procesos de interacción con sedimentos arcillosos” (Proyecto CADHYS, P08-RNM-03581), con el que se pretende por una parte, estudiar la presencia de zonas de expulsión de fluidos en la plataforma continental, complementando el conocimiento que sobre estos procesos se tiene en el golfo de Cádiz.

A lo largo de esta campaña se ha completado la batimetría de los afloramientos rocosos relacionados con esta estructura y se ha realizado un muestreo geológico de la superficie del fondo marino, mediante dragado, para caracterizar los distintos materiales deformados por el ascenso del diapiro y que están presentes en esta superficie. Así mismo, se ha conseguido muestrear los materiales que constituye el propio diapiro que llega a aflorar en la superficie del fondo.

Además, durante esta campaña también se han estudiado los hábitats bentónicos asociados a los afloramientos que genera dicha estructura. “Los sustratos duros ligados a dicha estructura diapírica promueven la presencia de hábitats de coralígeno que están incluidos en la Directiva Hábitat (1.170 arrecifes) y que muestran una gran complejidad y riqueza biológica”, explica Juan Tomás Vázquez, investigador del IEO en Málaga y jefe de campaña. Dichos hábitats están formados por corales, fundamentalmente Dendrophyllia ramea, y gorgonias de diferentes especies, algunas de ellas de afinidad africana y cuyas únicas poblaciones europeas se encuentran en puntos concretos del sur de la península Ibérica. De las más de doscientas especies capturadas durante la campaña, una veintena de especies de diferentes grupos faunísticos están incluidas en listados de conservación, tanto local como europea.

 “Este gran reservorio de biodiversidad marina a tan sólo 10 millas de Cádiz debería ser estudiado con más detalle en futuros proyectos con el objetivo de garantizar la conservación de esta zona de alto interés ecológico”, reclama Vázquez.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de