Las Jornadas, organizadas por el Comité Nacional Español de Grandes Presas (SPANCOLD) con el apoyo de la Confederación Hidrográfica del Duero, fueron inauguradas ayer por María Jesús Ruiz Ruiz, Consejera de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Juan Antonio Gato Casado, Presidente de la Confederación Hidrográfica del Duero, Mariano Navas Gutiérrez, Director general del CEDEX, Edelmiro Rúa Álvarez, Presidente del Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, y José Polimón, Presidente del Comité Nacional Español de Grandes Presas.

La Consejera de Medio Ambiente de la Junta destacó durante el acto que, dada la irregularidad hídrica de España, “las presas se convierten en una pieza estratégica de los sistemas de abastecimiento, de forma que los embalses ejecutados en España han permitido aumentar la capacidad de regulación por encima del 40% de la aportación”.

Asimismo, explicó que “los embalses no sólo han aumentado nuestra capacidad de almacenamiento, sino que sirven para evitar avenidas, para garantizar un caudal ecológico en épocas de estiaje, para producir una energía totalmente renovable que evita la emisión de millones de toneladas de CO2, permitir el desarrollo de actividades económicas ligadas con el ocio y el turismo, e, incluso, dar lugar a la declaración espacios naturales protegidos”.

190 presas se encuentran en la cuenca del Duero

Por su parte, el Presidente de la Confederación Hidrográfica del Duero, afirmó durante su intervención que “de las 1.300 presas que existen en España, un total de 190 se encuentran en la cuenca del Duero, lo que garantiza el abastecimiento de agua en Castilla y León”. Antonio Gato Casado destacó también la importancia de la seguridad en este tipo de infraestructuras: “hablar de seguridad en las presas es hablar de mayor seguridad de las personas y bienes ante las avenidas de los ríos”.

Al finalizar el acto, José Polimón, Presidente del Comité Nacional Español de Grandes Presas, subrayó la importancia de la gestión sostenible, uno de los temas centrales de las Jornadas: “Es necesario adaptar la gestión de los embalses para tener en cuenta las nuevas circunstancias que trae consigo el cambio climático: sequías más prolongadas e inundaciones más frecuentes”.

Además, se hizo referencia a los problemas que provoca la sedimentación de acarreos sólidos a la hora de conocer la capacidad real de los embalses: “Tendríamos que empezar a analizar cuanto antes qué capacidad real tenemos en las presas españolas y cuáles serán las necesidades de futuro. Desde el Comité Nacional Español de Grandes Presas estimamos que son necesarias unas 50 presas más en nuestro país”. Asimismo, ha destacado la relevancia de la energía hidroeléctrica en el futuro energético de España: “es una energía totalmente autóctona y renovable, que puede ayudar a reducir las importaciones de productos petrolíferos y permite almacenar los excedentes de la energía eólica o la solar”.

Entre los ponentes de las Jornadas se encuentran Patrick Le Delliou, Presidente del Comité Français des Barrages y Réservoirs, y Eric C. Halpin, Asesor especial para seguridad de Presas del US Army Corps, como ponentes internacionales; y Elena Puertas, Dirección General de Protección Civil y Emergencias,  y Antonio Soriano, Catedrático de Geotecnia, Escuela de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Madrid, como ponentes de España.



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de