El protocolo rubricado contiene medidas contempladas en el marco de la Estrategia Regional del Vehículo Eléctrico 2011-2015 e implica a una gran firma de automoción con avanzados desarrollos en el sector de la movilidad eléctrica como es Nissan, que cuenta con una planta industrial en Ávila.
 
A través del convenio suscrito esta mañana, Junta de Castilla y León y Nissan se comprometen a favorecer de forma conjunta la adaptación del concepto movilidad eléctrica y sostenible a través de acciones de promoción y difusión como presentaciones, pruebas de modelos, drive test, etc. Como primer proyecto y tras la firma del convenio, la empresa Nissan ha desplazado uno de sus modelos eléctricos, el "Nissan Leaf" a las instalaciones de la Feria de Valladolid para poner en marcha un circuito de pruebas urbano.
 
El protocolo de colaboración incluye medidas de apoyo a la creación de la infraestructura de recarga prevista en la Estrategia Integral Regional del VE, así como la colaboración en la confección de estudios y experiencias piloto que sirvan de apoyo al mercado regional. El convenio contempla también la puesta en marcha de acciones de identificación de colectivos de flotas interesados en la utilización del VE, como un primer paso para la introducción de este segmento en el ámbito profesional. Además se apoyará la creación de un Cluster Regional de Movilidad Eléctrica.
 
 
Antecedentes 
En septiembre de 2009 la empresa Renault anunciaba un acuerdo con la Junta de Castilla y León, el Gobierno de España y los agentes sociales para la asignación de un Plan Industrial que incluye el montaje de un vehículo eléctrico para la planta de carrocerías en Valladolid, pionera en fabricación eléctrica a nivel nacional. Posteriormente, en enero de 2010 el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera se reunía con Patrick Pélata, director general de Renault a nivel mundial para establecer las prioridades del Plan Industrial de la compañía en la Región.
 
En marzo de 2010, la Junta de Castilla y León y Renault firmaron un protocolo de colaboración entre las dos partes para promocionar el mercado de vehículos eléctricos en Castilla y León, las infraestructuras y la industria ligada a este nuevo sector. Tres meses más tarde, en junio, la Consejería de Economía y Empleo e Iberdrola firman un protocolo para desarrollar el estudio del diseño e instalación de una red de recarga en espacios públicos así como la infraestructura para permitir el uso de vehículos eléctricos en la Región. En septiembre tiene lugar la rúbrica de otro acuerdo entre Junta de Castilla y León, Iberdrola y los Ayuntamientos de Valladolid y Palencia para la puesta en marcha de una red experimental de recarga para vehículos eléctricos en las ciudades de Valladolid y Palencia.
 
Este último acuerdo firmado entre Nissan y la Junta de Castilla y León viene a completar la Estrategia Regional del Vehículo Eléctrico 2011-2015.
 
 
Estrategia Regional del Vehículo Eléctrico 2011-2015 
El sector de la automoción es una actividad económica estratégica para Castilla y León que ocupa a 35.000 trabajadores y representa el 15% del valor añadido bruto industrial y el 25% del PIB industrial. La Comunidad produce alrededor del 15% del los vehículos fabricados en España y exporta el 85% de la producción, lo que supone el 40% del total de las exportaciones.
 
Los tres ejes sobre los que se asienta la Estrategia Regional (mercado, infraestructuras e industrial y tecnológico) articulan medidas de impulso, crecimiento, liderazgo y futuro de Castilla y León en el sector estratégico de la automoción.
 
Entre los objetivos de mercado se pretende alcanzar un parque de vehículos eléctricos de 15.000 unidades para 2015 en la Comunidad. La Comisión del Comité de las Regiones estima que en el año 2020 se podría llegar a los 750.000 vehículos eléctricos en el territorio de la Unión Europea.
 
En el eje de infraestructuras se impulsa el desarrollo de una red de infraestructuras de recarga de 300 puntos de recarga en la vía pública, 3.000 en domicilios particulares y 600 en aparcamientos públicos para 20 municipios. Actualmente el Ejecutivo Regional colabora con los Ayuntamientos de Valladolid y Palencia y con Iberdrola en la implantación de puntos de recarga en la vía pública.
 
En el sector industrial y tecnológico se trabaja en la creación de un Polo Eléctrico que albergue desarrollos tecnológicos, industriales y actividades afines a este sector que puedan situar a Castilla y León en una posición de liderazgo nacional, generando empleo inducido por este nuevo sector industrial.
 
Cluster Regional de Movilidad Eléctrica

Además, se está trabajando en la creación de un Cluster Regional de Movilidad Eléctrica que integre a todos los agentes implicados en el desarrollo de este sector emergente, como son: empresas industriales, energéticas, TICS, empresas de infraestructuras, firmas ligadas al sector de las energías renovables, Universidades y Centros Tecnológicos.
La Estrategia se completa con la necesidad de articular una serie de acuerdos a varios niveles entre los distintos agentes que entran a formar parte de la misma.
 
En su voluntad por apoyar a este sector en todos los ámbitos de debate y decisión, la Junta de Castilla y León ha adoptado un papel activo de liderazgo a través de su participación en el Comité de las Regiones de la UE y en los grupos de trabajo que se vienen desarrollando en ese entorno. Esta Estrategia ha sido trasladada a las propuestas que en el seno del Comité de las Regiones se discuten para la adopción de medidas de apoyo al sector de la automoción en la UE.
 
 



Dejar una respuesta

avatar
  Suscribir  
Notificar de